RSS

Entre Disidentes: Mi Entrevista con Max Lesnik (I)

17 mar

Lo vi ante mí, por primera vez, en un estudio de televisión en Miami. Había sido invitado para polemizar sobre un incidente del cual había sido protagonista: una valla en la ciudad anticastrista por excelencia, que durante veinticuatro horas solicitó la libertad para los cinco cubanos miembros de la “Red Avispa”, que en Cuba son catalogados como héroes y en Miami como espías. Poco después de haber sido instalada en una céntrica avenida, la valla de la discordia sería removida ante protestas de grupos radicales.

La “Alianza Martiana”, organización que Max Lesnik preside, había pagado la colocación de este letrero.

Creo que ahí surgió mi curiosidad, mi interés especial por entrevistar a uno de los hombres públicos más controversiales y malqueridos del sur de la Florida. Para muchos, el cabecilla del movimiento pro-fidelista y pro-comunista dentro de la comunidad exiliada, por más que él mismo repita una y otra vez que no defiende una doctrina basada en el Comunismo.

Nuestro encuentro se produjo sin protocolos o trabas de su parte: un correo electrónico que solicitaba la entrevista, otro que respondía afirmativamente. Después, la dirección de la emisora radial donde este hombre, militante del antiguo Partido Ortodoxo cubano, dedica parte de su vida a la comunicación.

Junto a esta pequeña emisora, decorada en sus paredes con imágenes de Martí y Chibás, Antonio Guiteras, Fidel Castro y Hugo Chávez, el pequeño restaurante chino que nos serviría de escenario para las dos horas de entrevista, luego del almuerzo al que Max Lesnik me invitara.

¿Cómo me le presenté a este hombre, vinculado por lazos de amistad al líder de la Revolución Cubana, y que defiende algunas de las más criticadas posiciones del gobierno de la Isla? Pues como un periodista joven, recién llegado a esta ciudad, contrario al régimen que administra mi país, pero poseedor de una vocación democrática que me permitía escuchar las razones de todo el que quisiera compartírmelas.

Visto muy claramente, nada más parecido a un disidente que Max Lesnik en Miami. Y los personajes complejos, exaltantes, los personajes que generan reacciones –a favor, o en contra- debido a sus posiciones defendidas sin cortapisas, no dejarán de interesarme jamás.

Reproduzco a continuación un primer fragmento de esta extensa entrevista.

Ernesto Morales Licea: En el documental El hombre de las dos Habanas, filmado por su hija, yo lo recuerdo a usted diciéndole a un periodista en una protesta pública: “No dividan a la familia cubana”. Esto, en relación a la limitante que impuso la administración Bush de 3 años entre cada viaje a la Isla. Mi primera pregunta es: a su juicio, ¿quién ha dividido más a la familia cubana, el gobierno americano o el propio gobierno cubano?

Max Lesnik: La familia cubana se ha dividido en el tiempo por razones distintas. Tanto el gobierno cubano tiene responsabilidad en ello, como la tiene el de los Estados Unidos. Pero lo grave de esto está en que cuando los cubanos empezaron a tener nuevamente comunicación, los de allá y los de acá, y hubo una distensión entre las partes envueltas en un conflicto, entonces el gobierno americano, para halagar a la extrema derecha de Miami, tomó medidas que afectaban no al gobierno cubano, sino al pueblo cubano y a los exiliados que vivíamos acá.

Y creo que si la parte de Cuba tiene responsabilidad en cuanto a la división de las familias, dos males no hacen un bien, y por tanto la responsabilidad del gobierno americano es totalmente inmoral: cuando la Revolución castrista tomó medidas que motivaron un éxodo, lo hacía por razones de principios que, estando equivocados o no, tenían una autojustificación.

Pero cuando el gobierno de acá toma medidas que dividen a las familias no lo hace por razones honestas o creencias ideológicas: lo hace por interés electoral.

EML: Sin embargo, durante muchos años no hizo falta que el gobierno de Estados Unidos pusiera sus manos en los viajes de cubanoamericanos a la Isla, porque el gobierno cubano no los dejaba entrar. Había sido un viaje sin retorno. De hecho los cubanos que quedaron en la Isla debían ocultar sus vínculos con los exiliados, so pena de recibir represalias por ello. ¿Eso le parece a usted más explicable y legítimo que la decisión de Bush, que por otro lado tampoco comparto? ¿Esto le es más comprensible?

ML: No, no lo es, pero hay que reconocer que esa práctica cesó hace mucho. Y en política, como en la vida diaria, el pasado hay que entenderlo y estudiarlo, pero siempre cuando se trabaja hacia un futuro mejor hay que partir de la base de lo que hay, no de lo que había. Y ya hoy los cubanos de la Isla no padecen represalias por sus familias de acá, ni tienen que ocultarlas.

De la misma forma reconozco que la posición que hay por parte de la administración actual de Obama es positiva: eliminar todas las trabas que estableció Bush para los viajes a Cuba, y si en Cuba hay grandes cosas muy criticadas como la llamada “tarjeta blanca”, pues yo también creo que debe ser eliminada.

Aunque te aclaro que ese Permiso de Salida no es un invento del actual gobierno: ya en los años ´50 para salir del país había que ir al Ministerio de Relaciones Exteriores y solicitar un permiso…

EML: Sí, pero usted convendrá conmigo en que estamos hablando de la dictadura de Batista, y supuestamente esta Revolución iba a acabar con todas esas malas prácticas. ¿O iba a darles continuidad?

ML: Correcto, estoy de acuerdo. Pero lo que quiero es reafirmar que no es una disposición de ahora. Inclusive siendo honesto te digo: no se aplicaba mucho en aquel entonces. Era en casos selectivos, con personas de alto interés gubernamental.

De todas formas, si en Cuba hay medidas restrictivas para la salida, yo estoy en contra de ellas, y lo he dicho allá: soy contrario a que se limite el derecho de las personas a salir de su país.

EML: Llamémosle por su nombre, señor Lesnik: esas no son simples medidas restrictivas. Esas son violaciones de derechos humanos contenidos en la Declaración Universal, donde se afirma textualmente que “todo individuo tiene derecho a salir de cualquier país, incluso del propio, y regresar al propio país”.

Yo le pregunto: ¿qué tal si de repente usted sale de Miami, que no es donde nació pero sí es la ciudad donde ha vivido casi toda su vida, va a Cuba y hace sus declaraciones allá contrarias a la política estadounidense, y de repente el gobierno americano le impide regresar a su casa en Miami?

ML: Sería muy lamentable.

EML: Estamos de acuerdo. Entonces, ¿qué me dice usted de las personas que no son terroristas, contrabandistas de droga, que no han atentado contra la vida de ningún líder, que no introdujeron plaga alguna, que no son prófugos de la justicia, y a los que el gobierno de Cuba les impide entrar en la Isla de por vida sólo por sus posiciones contrarias?

ML: Bueno, si yo fuera el gobierno de Cuba los dejaba entrar. Absolutamente. Pero yo no soy el gobierno de Cuba.

Ese país debería dejar salir a todo el que quisiera salir, y regresar a todo el que quisiera regresar. Por supuesto, con sus limitaciones y tú mismo las aclaraste: hay personas que han ido a Cuba y han cometido actos delictivos, algunos están presos y otros no.

Pero no puedes dejar de entender que la libertad mirada desde el ángulo de los gobiernos siempre está en relación directa con la seguridad del Estado.

¿Qué quiere decir esto? Pues que cuando un Estado, por razones de su política interior o exterior, se siente inseguro por el acoso de un enemigo, evidentemente es más restrictivo en las libertades públicas que cuando se siente sólidamente establecido.

En los Estados Unidos mucha gente puede decir “¡cuánta libertad!”, pero es que el Estado americano es un Estado seguro. Pero cuando en el Macartismo se imaginaron que los americanos tenían alguna simpatía por la izquierda, los persiguieron y encarcelaron. Sencillamente porque el Estado no estaba seguro de que controlaba la situación.

EML: El problema, para mí, es que en Cuba se ha manipulado el asunto de esa seguridad a conveniencia. Es inadmisible que ciudadanos entre los que me incluyo, que jamás cometieron delito alguno ni se vincularon con organizaciones violentas, no puedan entrar a su país porque quienes se han adueñado de él toman esa represalia en su contra.

ML: ¿Y ya tú solicitaste la VISA para entrar a Cuba y te la negaron, o estás pre-juzgando?

EML: No, desde luego que no la he solicitado, llevo tres meses en este país. Pero estoy razonando en base a experiencias muy conocidas, señor Lesnik.

ML: Bueno, entonces esperemos a que lo hagas para juzgar, ¿no te parece? Para mí estás prejuiciado. Te pregunto yo a ti si conoces alguna de esas honorables personas a las que no dejan entrar a Cuba solo por pensar diferente de la política cubana.

EML: No me alcanzaría el tiempo en esta entrevista para mencionarle nombres, señor Lesnik. Desde personas desconocidas con las que he conversado aquí en Miami, hasta otras que se han dado a conocer precisamente por esto, como el caso de Fernando Delgado Durán, un cubano residente en Austria que recientemente protagonizó una breve huelga de hambre para llamar la atención sobre su caso, que no le permitían visitar a su familia. Estoy seguro de que en Miami podríamos recoger cientos de miles de testimonios similares, que me extraña que usted no conozca.

Entonces, creo que si su actitud es honesta, debería no sólo defender algunos derechos legítimos que el gobierno de la Isla tiene en nombre de su soberanía, sino defender también el respeto por esos derechos universales que son continuamente violados.

ML: Pues mira, lo que yo sí conozco es a muchos que los dejarían entrar a Cuba y que son ellos los que no quieren, y que proclaman que no quieren ir a Cuba mientras ese régimen esté vigente.

EML: En ese caso, están en su derecho. Los que sí no tiene explicación es que el escritor Amir Valle, por ejemplo, hoy en Berlín, haya escrito cientos de cartas a las autoridades de la Isla exigiendo explicaciones de por qué se le negaba su VISA de entrada, incluso teniendo a sus hijos allá, y que llegado a un punto sin salida, dijera que si no dejaban sacar a sus hijos y no lo dejaban entrar a él a Cuba, iba a movilizar a la izquierda internacional en un “caso Elián” a la inversa. Y solo entonces le permitieron sacar a sus hijos, pero no entrar.

ML: Bueno se está ahorrando por ese tipo de negativa que los sectores extremistas de aquí le llamen traidor. Porque el otro problema es que cuando no te dejan entrar en Cuba tú dices que hay una dictadura, pero cuando el gobierno de Cuba te deja entrar aquí te llaman traidor.

EML: Menudo problema ese, al menos para mí. Ser calificado de traidor por personas que no me importan en lo absoluto.

ML: Allá hacen mal en no dejarte salir o entrar, y acá hacen lo mismo pero al revés, calificándote de traidor si viajas allá.

EML: Pero no hay comparación entre un insulto de risa, y una prohibición de viajar a tu país, señor Lesnik.

ML: Yo no estoy diciendo que sea lo mismo, pero la comunidad extremista de Miami a todo el que no adopta la línea oficial que es estigmatizar a Cuba, y decir que todo lo que viene de allá es malo, sí lo difama y lo denigra.

EML: Pero la prueba de que esa comunidad extremista no determina nada, es usted mismo. Si esa comunidad controlara más cosas, determinara más cosas, y tuviera más poder que proferir un par de insultos sin importancia, a usted no lo dejarían regresar acá cuando comparece en la televisión cubana dando vivas a la Revolución. Es la inmensa diferencia: el pequeño grupo de extremistas, como usted les dice, no determinan nada. El gobierno cubano lo determina todo.

ML: Bueno, pero si pudieran controlarla obviamente no me dejarían entrar. Porque en definitiva los hechos están ahí: que la comunidad cubana radicada en el sur de la Florida, por razones electorales, hace presiones y condiciona todo lo que tenga que ver con Cuba.

Entonces esa política del exilio no se traduce totalmente en la política americana hacia Cuba, pero la intención es esa. Por eso no me canso de decir que para llegar a la sociedad ideal es más fácil partir de lo que hay hoy en Cuba, que cambiarlo todo y regresar a la Cuba de ayer con los ingredientes que quiere Miami.

Así lo veo yo, que me declaro socialista democrático, y contrario a cualquier forma de dictadura.

EML: Deduzco de sus palabras que usted no considera una dictadura lo que hoy gobierna la Isla.

ML: Para mí lo que hay es un gobierno que mantiene un sistema modificable de alguna manera si los cubanos desean cambiarlo. Pero sin que sea por presión exterior.

En ese caso, si los cubanos lo desearan, Cuba se podría transformar, lo que no se va a transformar nunca es el exilio cubano. Ni siquiera con tu llegada aquí. Porque la gente que viene de Cuba con aires distintos, y con una posición de crítica a lo que dejó allá, como la tuya, pero sin buscar la mejoría de aquella sociedad mediante actos terroristas o invasiones armadas, tiene una alternativa: o se pliega en esa dirección, contrariando su propio pensamiento inicial, o sufren aquí las consecuencias de ser considerados comunistas o cosas similares.

Yo creo, por ejemplo, que también en Cuba hay personas que se pliegan a lo que no creen. Gente del propio gobierno que ven con ojos críticos muchas de las cosas que suceden a su alrededor, y no las dicen. Prefieren seguir la corriente para sobrevivir.

Y aquí están los que también hacen lo mismo, que se pliegan a intereses de energúmenos irracionales, intolerantes, pero que tienen poder.

¿Tú quieres mejor ejemplo que lo que pasó con la valla que pusimos en una calle de Miami pidiendo la liberación de los Cinco? A mí me habría gustado que se quedara, para demostrar que aquí sí hay democracia. Pero no. Lo que hicieron más bien fue demostrar que aquí hay más intolerancia que allá, porque al menos en Cuba se aduce como argumento que el Estado tiene enemigos que ponen en peligro su estabilidad.

EML: Me alegra que hable del aspecto tolerancia. En el ´68 usted abre en Miami la revista “Réplica” que en muchos sentidos disentía de la política estadounidense. Es bien conocido que atentaron contra ella, lo mismo con métodos violentos que con campañas. Pero usted pudo hacerla, nadie lo metió en la cárcel ni el Estado se la cerró por la fuerza.

Hoy, usted tiene un programa radial que tampoco coincide en lo más mínimo con la política norteamericana y mucho menos con la de Miami. Y nadie le cierra su emisora o le ponen tras las rejas por ello…

ML: Sí, pero cuando salió “Réplica”, donde por cierto yo permitía que todas las partes expresaran su punto de vista, desde articulistas de izquierda como de derecha, los sectores más recalcitrantes del exilio querían que editorialmente yo me plegara a su posición.

Y mi negativa, y la publicación de un editorial mío denunciando el terrorismo, sirvió para que nos asediaran con bombas no solo en la sede de la revista sino también en lugares donde esta se vendía. Y sirvió para que amenazaran decenas de veces a quienes hacíamos esta publicación o a quienes la apoyaban.

EML: Sin embargo, hace un momento usted me decía que no podemos medir la realidad de la Cuba actual por los errores del pasado. ¿Cierto? Usted decía que muchas cosas del pasado Cuba las superó y había que valorarlo así. Pues yo le digo lo mismo en este caso. También este país ha superado, y meteóricamente, muchas conductas de antaño, y si no dígale a aquella Rosa Parks que se negó a darle el asiento a un blanco en el autobús, que décadas más tarde alguien con su mismo color de piel sería el Presidente del país.

En la actualidad no hay un solo caso de violencia o amenazas explícitas contra quienes en esta ciudad ejercen su derecho a la libre expresión, señor Lesnik. Si usted y yo abriéramos ahora una revista que no coincidiera con la política oficial del gobierno, ni de la extrema derecha de esta ciudad, nadie nos pondría una bomba… Corríjame si me equivoco.

ML: Bueno, no sé si pondrían una bomba, porque le tienen miedo al FBI. Pero sí sé que utilizarían otros métodos. Y terrorismo no solo es poner bombas. Si este restaurant donde estamos ahora se anuncia en una revista tuya y mía, y los llaman por teléfono acusándolos de traidores y comunistas, y el dueño tiene que llamar a nuestra revista a decir que le quiten su anuncio porque tiene miedo, eso también es terrorismo.

EML: Eso es demasiado subjetivo a mi entender. Lo que sí es objetivo es que aquí podemos abrir esa revista. En Cuba no. En Cuba nos cuesta la cárcel fundar y distribuir una revista contraria a los intereses del gobierno. El Código Penal recoge sanciones explícitas para quien distribuya propaganda enemiga.

ML: ¿Y entonces los blogs que se escriben desde Cuba contra el gobierno? ¿Por qué nadie te metió preso a ti basándose en ese mismo Código Penal?

EML: Muy simple: porque ahí hay un vacío legal, que dicho sea de paso, no dudo que se llene muy pronto de alguna manera. Los blogs están en una plataforma etérea, intangible, que es internet. Además, los blogs independientes no se “distribuyen”: sencillamente están. Un autor sube su post y los usuarios acceden o no acceden al sitio: no hay distribución alguna. Es lo mismo que si yo escribiera una revista y la dejara en el portal de mi casa, y fueran los transeúntes quienes entraran a mi portal y leyeran la revista ahí. ¿A quién juzgar?

Entonces volviendo al punto inicial, me parece incomprensible afirmar que acá hay más tolerancia que allá, cuando a mí, por publicar un texto que se desligaba de la postura oficial en cuanto al caso de Zapata, y una entrevista con la bloguera Yoani Sánchez, se me expulsó notoriamente de mi puesto de trabajo, y se me colgó encima de forma automática el cartel de “enemigo”.

ML: Visto así, es cierto, tienes razón, pero ese no es el tema de lo que estamos discutiendo.

EML: Estamos hablando de intolerancia, señor Lesnik, de que usted dice que acá es mayor que en Cuba.

ML: Por eso ahorita te decía que la tolerancia y la libertad están en relación directa con la seguridad del Estado. Yo soy libre para expresar mis puntos de vista porque realmente mis comentarios no van a tener una repercusión como para cambiar la sociedad en que vivo.

EML: ¿Y entonces por qué en Cuba sí se le teme tanto a los artículos de quienes no comparten la posición oficial? ¿No es que aquel es un proceso respaldado por las masas, por el pueblo? ¿De dónde viene el miedo entonces?

ML: Te explico: si yo, para expresar mis puntos de vista, en un blog, en una revista, en un periódico, recibiera dinero de un gobierno extranjero, sea el venezolano, el cubano, el ruso o el chino, obviamente el estado americano no me lo hubiera tolerado.

EML: ¿Usted no recibe nada a cambio de su columna en Cubadebate?

ML: No hombre, no. Yo ni siquiera les mando esos artículos. Ellos lo toman de Radio Miami y lo cuelgan allá, cosa que les agradezco, como mismo le agradecería al Canal 41 si ellos tomaran mis comentarios radiales y los introdujeran en su programación. Con mucho gusto les cedería los derechos.

Pero te repito: si por hacer lo que yo hago a mí me pagara un gobierno extranjero enemigo, Estados Unidos no me lo permitiría.

Entonces, cuando el gobierno estadounidense destina públicamente 20 millones de dólares para ayudar, subvencionar y mantener a la oposición cubana, cómo creer que es limpia esa libertad de expresión de supuestos periodistas independientes y blogueros cuando es sabido que reciben esa “ayuda”.

EML: Señor Lesnik: jamás recibí un centavo de nadie por escribir mis artículos.

ML: Bueno, de ahí se desprende que el gobierno cubano sospecha por asociación de ideas que todo el que publica cosas de esa índole, es un enemigo financiado.

EML: Pero esa “sospecha” es aberrante, señor Lesnik. No le encuentro otro calificativo.              

Y entrando en el tema de la disidencia, si un gobierno no me permite tener dentro de mi país una posición contraria a la suya, y al mismo tiempo sobrevivir de algo, mantener mi vida, me quedan dos opciones: 1. Desistir de esa posición contestataria, plegarme, para emplear su propia expresión, o 2. Aceptar ayuda económica que en este caso sólo puede venir del exterior. Es una encerrona, es un callejón sin salida que conduce a que nadie pueda alzar la voz en contra.

ML: Entonces para ti está justificada esa subvención, esa compra de disidentes.

EML: No, yo lo que digo es que esa es una consecuencia del mecanismo diseñado para que los disidentes cubanos no puedan ejercer su política contestataria. Si un cubano con mucho dinero, dentro de la Isla, pudiera financiarle la actividad política a un opositor, como sucede en cualquier parte del mundo, o si al menos los disidentes pudieran ejercer su actividad pero percibiendo sustento económico dentro de la misma sociedad cubana, creo que esta problemática no existiría: los Estados Unidos podrían guardarse sus 20 millones.

ML: Pero en la Revolución del ´30, y en la lucha contra Batista y Machado, y en la Guerra de Independencia del ´95, ningún patriota de esos recibía dinero de gobiernos extranjeros.

EML: No, pero Martí vino justo aquí a recaudar fondos para su lucha.

ML: En el pueblo del exilio. No en el gobierno.

EML: Bueno, pero los opositores de hoy no pueden salir de Cuba como sí podía hacerlo Martí.

ML: Chico que lo reciban por otras vías, que hoy sí hay miles de vías… Que lo reciban hasta por Western Union, vaya.

EML: ¿Y según usted eso sí sería legal? Vamos a ver: si ahora mismo yo fuera un empresario exitoso de Miami, sin vínculo de ninguna índole con el gobierno, y como cubano quisiera financiarle la carrera política a Oswaldo Payá, a Dagoberto Valdés, a Oscar Elías Biscet… entonces qué?

ML: Es que ya se ha publicado que la señora Pollán, de las Damas de Blanco, recibe dinero de un señor de acá vinculado al terrorismo. Y por eso no ha caído presa…

EML: No me responde mi pregunta. Si el gobierno americano eliminara esos fondos, y si instituciones independientes –que también las hay- fueran quienes enviaran dinero para la causa de esos opositores, como mismo exiliados de acá le dieron fondos a Martí para su lucha contra los españoles, eso usted lo vería bien, y eso desde su óptica el gobierno cubano debería aceptarlo?

ML: Yo no sé si el gobierno cubano tomaría medidas contra particulares de allá que recibieran dinero de particulares de acá. Mi respuesta para ti es: eso es válido. Lo que no es válido es recibir dinero de un gobierno extranjero.

About these ads
 
85 comentarios

Publicado por en marzo 17, 2011 en 01 Julio

 

85 Respuestas a “Entre Disidentes: Mi Entrevista con Max Lesnik (I)

  1. Lori

    marzo 17, 2011 at 5:23 pm

    Mira Ernesto, no me considero ni reaccionaria, ni recalcitrante, ni nada q se le parezca, pero lo q si se es q me averguenza q este señor sea cubano. A fin de cuentas un castrista q no le interesa el martirio del pueblo cubano. A él no le interesa los cientos de cubanos q no pueden visitar la isla pq los “dueños” no se lo permiten, entrando él, los demás no le interesan. Un egoísta redomado, apuntalador del régimen asesino q disfruta de los beneficios de vivir en democracia.

     
  2. mutiz

    marzo 17, 2011 at 5:34 pm

    Durísimo Ernesto, está por la goma, es así que se habla, tienes un futuro brillante en periodismo. Te felicito.

     
  3. laz

    marzo 17, 2011 at 5:36 pm

    enlazo la entrevista. para mi lesnik tiene la importancia que se le conceda, ni mas ni menos. como el lo sabe muy bien, busca la oportunidad de “crear” noticias.
    indiscutiblemente tienes una gran vocacion periodistica porque almorzar comida china junto a lesnik aunque pague el durante 2 horas solo lo pueden lograr los grandes del periodismo. saludos.

     
  4. Jose Carlos

    marzo 17, 2011 at 5:39 pm

    El señor Lesnik es inteligente, Ernesto, pero creo que en esa entrevista, al menos en este fragmento, lo tienes totalmente acorralado con argumentos. Y eso que lo trataste con bastante delicadeza. Muchas de las cosas que dice tienen cimientos de cartón. Felicitaciones.

     
  5. julio

    marzo 17, 2011 at 5:55 pm

    El señor Lesnik es demasiado esquivo, demasiado predesible, y tiene su discurso muy bien estudiado, la entrevista muy buena, lastima que Lesnik no saque nada bueno de ella.

     
  6. Gabriel

    marzo 17, 2011 at 6:01 pm

    Max Lesnik es un hipócrita. Se aprovecha de una libertad en los Estados Unidos que le niega al pueblo cubano en Cuba.

    Max Lesnik ayuda a perpetuar una Cuba pequeña donde solo caben quienes coinciden con sus ideas; frente a la Cuba grande del futuro donde van a caber todos los cubano de cualquier opinión.

    Porque, en contra de lo que opina Max Lesnik, Cuba es mil veces mayor que el gobierno cubano y que la revolución.

     
  7. JorgeCR

    marzo 17, 2011 at 6:01 pm

    Hola Ernesto: Puedes poner mi nombre con toda la información para cuando quieras ejemplos de personas que por emitir una opinión que no le gustó, no al gobierno cubano, sino a un simple cónsul, me retornaron del aeropuerto José Martí en el año 2007, me cancelaron la maldita habilitación y jamás me han dejado volver a Cuba ni ver a mis familiares. Mi nombre es Jorge Sarduy Castellanos, 48 años, Lic en economía, vivo en Costa Rica desde el año 2005. Salí de Cuba legalmente y jamás he sido procesado ni siquiera citado por la justicia. Las reclamaciones las presenté en todos los lugares posibles, lo mismo que hizo mi hermana Melvis en La Habana. Jamás hemos tenido una respuesta.

     
  8. Danilo

    marzo 17, 2011 at 6:13 pm

    Y la WesternUnion cuantos millones manda a Cuba en remesas familiares?
    Lo desarmastes al Sr Lesnik! contra la democracia y la libre expresión no existe argumento válido.

     
  9. diego

    marzo 17, 2011 at 6:20 pm

    Muy positiva esta entrevista Ernesto, la llevas muy bien. Coincido que eres un magnifico periodista.
    Esta llevando las cosas por donde tu quieres, te sobran argumentos, mucho mas que a él.

     
  10. Hansel

    marzo 17, 2011 at 6:38 pm

    Hola Ernesto,

    Este es un ejemplo que vocifera cuan mal parado puede quedar un defensor de la “Revolución” extrafronteras.
    Un muchacho de apenas 26 años y menos de 3 annos de graduado hace trizas a un hombre que lleva su vida como periodista. Y no puede ser de otra forma, ponerse al lado de la barbarie castrista lleva a ridiculos como este:

    “Bueno, de ahí se desprende que el gobierno cubano sospecha por asociación de ideas que todo el que publica cosas de esa índole, es un enemigo financiado”

    Esa es la guinda del pastel!!.

    Ernesto,quizás por haber estado tan sumergido en tu entrevista perdiste un chance dorado de demolerlo aún más. Me refiero a esto:

    “Te pregunto yo a ti si conoces alguna de esas honorables personas a las que no dejan entrar a Cuba solo por pensar diferente de la política cubana”.

    La lista interminable de deportistas era la mejor respuesta. Ante eso lo menos que se puede hacer es meterse la lengua en …ese lugar!!

    Felicidades, tu blog se robustece en este post.

    Saludos

     
  11. JorgeCR

    marzo 17, 2011 at 7:13 pm

    Cuando un personaje como el Sr. Lesnik, que ha vivido la mayor parte de su vida en el lugar del mundo donde el dolor del pueblo cubano es tanto que se puede casi cortar con un cuchillo, defiende una sola tesis del aquel gobierno, entonces ese personaje es un hipócrita y un desalmado. Miami es una ciudad hecha por cubanos, mantenida por cubanos, donde el que no perdió una casa , un negocio o una finca a manos del castrismo, perdió un familiar en el mar tratando de escapar de Cuba, o sufrió un escarnio público o un acto de repudio en Cuba, o fue a parar a las cárceles castristas por decir lo que pensaba o por vestir diferente, o fue expulsado de un centro de trabajo por emitir un criterio, o expulsado de la Universidad por ir a la iglesia, o no pudo ir a darle el último adiós a su padre o a su madre. En Miami se concentra el dolor del pueblo cubano, de los que están allá y de los que están en Cuba. Miami es el símbolo de lo que pudo ser Cuba, con sus extremos sí, pero con su variedad y sus valores. Felicidades Ernesto por la entrevista. Espero por la segunda parte.

     
  12. Diana Fernandez

    marzo 17, 2011 at 8:39 pm

    Ernesto desde que estabas en Cuba leia tu Blog. me parecian geniales y a la vez muy peligrosos para ti, pero desde que llegastes siempre que sales en la TV y te veo le digo a mi esposo, Ese muchacho si es un ejemplo de la nueva generacion de jovenes cubanos, NO la Indira Almeida que tanto alaba la Sra.Maria Elvira . Me encanto tu entrevista a Max Lesnik, ese Sr. no tiene argumento alguno para revatirte ninguna pegrunta, solo se basa en hechos pasados como lo de las dis que bombas en la Revista REPLICA, cosa que pudo haber ocurrido pero tambien habra que ver quien las pusos, pues hubo muchos casos que se las ponian ellos mismos para formar “atmofera” y hecharle la culpa a los “extremistas intransigentes”. pero mi hubiera gustado que utilizaras la misma palabrita que el utilizo contigo cuando le digistes que a ti no te dejarian entrar a Cuba y que el te contesto preguntandote si la habias pedido, entonces te dijo que …Para mí estás prejuiciado! ….esta misma frase la hubieras utilizado cuando el te dijo que : Bueno, no sé si pondrían una bomba, porque le tienen miedo al FBI. Pero sí sé que utilizarían otros métodos. Y terrorismo no solo es poner bombas….. o que : tiene que llamar a nuestra revista a decir que le quiten su anuncio porque tiene miedo, eso también es terrorismo.
    …. todo lo que te contesta esta PREJUICIADO!!! es un cara dura y decir que no recibe dinero del Cuba es como decir que yo soy TARZAN, jejej Felicidades y sigue como vas que vas bien. Saludos

     
  13. Pedro Julio Suarez

    marzo 17, 2011 at 9:29 pm

    Ernesto, lo primero que lei de ti, fue tu entrevista a Yoani, no sabia quien eras, y me quede imprecionado. Esta primera parte es magistral. Me guastaria saber en que fecha la realizaste, y si pudieras publicarla. Esta entrevista desenmascara a este falsante, esta contra las cuerdas. Despues de esto, solo le queda ir para Cuba, y dudo que en el granma le permitan escribir.
    Solo me queda darte las gracias por esa joya.

     
  14. Juan Antonio Zas Irigoyen

    marzo 17, 2011 at 9:32 pm

    Excelente entrevista, me gusto tus respuestas fueron contundentes, pero con mucho respeto, no se pero si hacemos un resumen al final talmente parece que coincidia contigo y si, no puede negar que en ocasiones mostraba como cierto miedo con resonder tus preguntas y coincidir 100% contigo.
    Quiero que me diga Max Lesnix y responda de donde saco Fidel Castro el dinero para comprar el Granma, las armasy los pertrechos del desembarco.
    Ademas antes que me ofenda no soy ni de la CIA, ni extremista de ultraderecha ni ningun nombrete ese de los que les gusta poner, para descalifcar a los que disienten de ustedes porque no tienen la razon, aclaro esto porque sin duda lo puso a usted Lenix en un aprieto.

     
  15. María Victoria

    marzo 17, 2011 at 9:54 pm

    Lo que no entiendo, es como Max Lesnik no vive en Cuba si tanto le gusta el gobierno que hay.

     
  16. El Pequeño Hermano

    marzo 17, 2011 at 10:09 pm

    Estimados lectores:

    He debido eliminar completa o parcialmente algunos comentarios dejados en este post. Lo he lamentado mucho, pero siempre he dejado bien clara la política del blog: todo se publica, excepto ofensas personales, vulgaridades, incitaciones a la violencia o criterios racistas.

    Quienes emplean ofensas denigrantes, por lo general no tienen mucho que decir. Son los mismos que, de aquel lado del mar gritan improperios contra opositores pacíficos, y de este lado trituran álbumes musicales con una aplanadora.

    No es esa, en lo más mínimo, la clase de lectores que posee este blog: comentaristas atinados, inteligentes y democráticos.

    En mi diálogo con él, el señor Max Lesnik fue profundamente respetuoso, aun en los momentos en que más fuerte polemizábamos, a pesar de que nuestras ideas, como es evidente en lo que he publicado, se encuentran en las antípodas.

    Que el corte de sobriedad y respeto que transpiró ese diálogo entre dos antagonistas ideológicos, pero seres civilizados al fin, marque el pulso de cómo expresar aquí los valiosísimos comentarios de todos ustedes.

    Afectos,
    Ernesto.

     
  17. Jotavich

    marzo 17, 2011 at 10:41 pm

    Chama salvaje te quedo la entrevista, Felicidades y un abrazo.

     
  18. Miguel Pascual

    marzo 17, 2011 at 10:46 pm

    Muy una entrevista Ernesto, te felicito… Como no tienen la razón, tampoco argumentos convincentes… Definitivamente 1er round para Ernesto Morales!

     
  19. José Antonio Torrent Aróstegui

    marzo 17, 2011 at 11:07 pm

    “Por supuesto, con sus limitaciones y tú mismo las aclaraste: hay personas que han ido a Cuba y han cometido actos delictivos, algunos están presos y otros no.”

    Otros cometieron esas fechorías en Cuba, los sacaron de las cárceles cubanas y se los enodorsaron a los gringos cuando el éxodo de Mariel.

     
  20. José Antonio Torrent Aróstegui

    marzo 17, 2011 at 11:13 pm

    Muy buena entrevista, Ernesto.

    Te cuento que recuerdo con cierta nostalgia cuando el exilio cubano hablaba un mismo idioma y ambicionaba lo mismo para Cuba.

    Ahora hay tantas facciones, tantos matices, de blanco a rojo encendido, que es difícil ya reconocernos entre nosotros mismos.

    Yo afortunadamente ya no vivo en Miami, pero me costó muchísimo hacerme a la idea de que mi vecino cubano, mi compañero de trabajo cubano, fuese un indeciso o un franco y decarado comunista, buscando en Miami una mejora para sí y para sus familiares en Cuba. .

     
  21. JosEvelio Rodríguez-Abreu

    marzo 17, 2011 at 11:28 pm

    !Ernesto te felicito!Cuidado!!
    !Campo minado de…………..!!

     
  22. JosEvelio Rodríguez-Abreu

    marzo 17, 2011 at 11:36 pm

    Ernesto vuelvo sobre mi comentario anterior, por la reflexión tan lúcida que acabo de leer de no insultar a tu entrevistado; y así debe ser, pero dijiste:
    -”seres civilizados”?
    !!Felicidades!!Cuidado!
    !Campo minado!

     
  23. Miguel Angel

    marzo 17, 2011 at 11:40 pm

    El Sr. Max Lesnik no se merece mi respeto. Tiene el derecho a expresar su opinión porque vive en una democracia, cosa que él no demanda de la tiranía castrista que le de ese mismo derecho a su pueblo. De él tengo la opinión mas baja que pueda existir. Desde que llegó al Exilio solo supo dividir y sembrar cizaña. Todo lo que hacía beneficiaba al régimen de la Habana. En su Revista Réplica, financiada sabrá Dios por quién, el enemigo era el Exilio y al régimen comunista le tiraba bien suave. Dice no ser comunista aunque nació en cuna comunista. Su padre era un Bolchevique ruso que llegó a Cuba cuando Stalin persiguió y después mandó asesinar a Leon Trotsky y a otros comunistas, muchos eran comunistas judíos que se oponían a Stalin. Goza de libertad en Estados Unidos y hasta tiene sus programas radiales financiados sabrá Dios por quién, pero odia a los Estados Unidos. Fue capaz de ir a doblegarse ante el monstruo con barbas que destruyó a Cuba. La tiranía castrista lo condecoró con la orden Félix Elmuza, y ha recibido tratamiento de héroe por esa tiranía. Max emite sus opiniones en Cuba Debate, como si en Cuba se pudiera debatir, a no ser que seas una cotorra amaestrada del régimen. En 1980 el Reverendo Presbiteriano Manual Espinosa que había sido reclutado por la Seguridad castrista cambió de opinión y le dió a conocer al mundo que Max Lesnik era agente de Castro.

    Max goza de libertad y se ha hecho rico en Estados Unidos y sin embargo es enemigo de esta nación que le brindó supuestamente refugio. Tu artículo lo titulas Entre Disidentes y mencionas que Max tiene en su oficina una foto de Chibás, otra de Fidel y de Chávez. La de Chibás se la puedo perdonar aunque lo considero que fue un perfecto demagogo, pero la de Fidel y Chávez, esos dos tiranos, eso sí que no se lo perdono, aunque reconozco que tiene el derecho a poner una foto de Lucifer si eso es de su agrado. Creo que el solo hecho de tener la foto de esos dos tiranos le dice al mundo quien es Max Lesnik.

     
  24. anamaia

    marzo 18, 2011 at 2:32 am

    hola Erneso

    yo coincido totalmente con miguel angel, no siento ni el mas minimo respeto por un ser “por muy civilizado y respetuoso que sea que defiende una dictadura feroz desde la comodidad de miami sabiendo que en nuestro pais no existe libertad de expresion alguna, el si se vale de los mecanismos democraticos de sociedades como esta para defender lo totalmente opuesto.

    De que habla ese senor sobre los disidentes que supuestamente reciben ayuda si el propio Fidel Castro recogio dinero en el exilio cubano en Estados Unidos y del propio Grau san martin para financiar su loco desembarco fracazado en el yate gramma y Max Lesnik lo sabe bien.

    Tu entrevista muy buena pero las ideas de lesnik no me interesan, mas bien las detesto

    gracias

     
  25. el cobarde en casa

    marzo 18, 2011 at 2:51 am

    Hola.Ernesto,pense que las luces de la big city te afectaron la vision ,pero veo que encontraste una linterna y vuelves al camino,recuerda que cubita la bella necesita de hombres como tu,no me defraudes y definitivamente lo tuyo es la politica.

     
    • El Pequeño Hermano

      marzo 18, 2011 at 3:14 am

      No, amigo querido: la política en mi vida ha sido una necesidad, no una auténtica pasión. Yo he aceptado la política como a una amante querida, pero que nunca será primera dama. Mi verdadera pasión, es la literatura.

      Lo que sucede es que sí me declaro profundamente político, y esto, siendo cubano, habiendo vivido donde viví mis primeros 26 años, se convierte en el centro de tu vida quieras o no. La política me seduce, pero no me deslumbra.

       
      • Gabriel

        marzo 22, 2011 at 9:36 pm

        Se nota mucho que tu primera dama es la literatura … y la política solo es una querida.

        Pero hubo grandes literatos que se pasaron a la política, como Vaclav Havel.

        La gran ventaja es que con Havel se podían escuchar discursos presidenciales que eran todo un placer.

         
      • El Pequeño Hermano

        marzo 22, 2011 at 10:23 pm

        Gracias, si cabe, por notarlo Gabriel querido.

        Sí, el caso de Vaclav Havel es admirable y muy digno para una nación, la checa, cuyos intelectuales son un ejemplo de compromiso con la verdad y el pensamiento.

        Habría que ver qué tal habría sido Vargas Llosa como presidente del Perú, de no haber perdido las elecciones con uno de los dictadores más aborrecibles de los últimos años. Como dije en otro post, el tiempo pone a cada cual en su sitio: a Fujimori tras las rejas, a Vargas Llosa con un Premio Nobel.

         
  26. Demian G. Portela

    marzo 18, 2011 at 3:19 am

    Es la segunda vez que comento en este fabuloso blog, y ahora lo hago para restregarles esta entrevista, y todos los últimos escritos de este muchacho, a quienes se atrevieron a decir que porque hubiera salido de Cuba ya su blog se había hecho tierra. Quienes asi hablaron no tienen ni puta idea de lo que es ser un intelectual como lo es este muchachito que cada dia me asombra mas, y quisiera que siguiera escribiendo desde Hong Kong o desde Zambia. A mí qué. Un abrazo pequeño hermano, te la sigues comiendo, hijo mío.

     
  27. El Profe

    marzo 18, 2011 at 8:42 am

    Un gran triunfo. Felicidades Ernesto.

     
  28. Jose Luis

    marzo 18, 2011 at 9:12 am

    Felicidades Ernesto. Magnifica entrevista

     
  29. yanet

    marzo 18, 2011 at 9:13 am

    Hubo momentos leyendo la entrevista en que sentí lástima por ML, tus preguntas bien elaboradas y contundentemente argumentadas simplemente lo dejaban muy mal parado, y creo que él lo sabía.
    para mí lo más importante es visibilizar algo que es esencial: ése tipo de pensamiento (el de ML) ése tipo de lógica de razonamiento, ya no tiene ni respaldo ni cabida en la sociedad cubana toda, en los cubanos de cualquier sitio del mundo.
    alguien dijo que son argumentos de cartón, y yo le agrego que le han llovido muchos aguaceros.
    en el otro lado están los argumentos que esgrimes, los que la mayoría que en este debate participa comparte , esos que son los soportes del país que necesitamos construir, esos tienen la solidez de la necesidad del cambio, de una realidad aplastante e insostenible, de la inteligencia y el amor puestos en función de crear una sociedad donde quepamos todos, democrática, libre, que genere bienestar para sus ciudadanos.
    yo te felicito por esta entrevista, y espero que sigas haciendo periodismo aún si la política con sus artes seductoras te atrapa.

     
  30. jorge alejandro

    marzo 18, 2011 at 10:13 am

    Excelente, Ernesto, esperamos el resto de la entrevista lo antes posible.

     
  31. El intransigente

    marzo 18, 2011 at 10:45 am

    Es doloroso que tengas que aplicar tus conocimientos y tu perpicaz inteligencia en el periodismo en entrevistar a un energumeno como ese, servil a un regimen totalitario en donde sus respuestas son las mismas siempre y que solo pudiera creerlas quienes han tenido la suerte de no vivir esa clase de sistema totalitario izquierdista. Te felicito y deseandote que lo mismo que entrevistas esa clase de basura en estos momento, te llegará la oportunidad seguramente de entrevistar personalidades que te engrandecerán como periodista, porque aqui si es de verdad el pais de las oportunidades. A este tipo de gente nunca le podrás sacar la verdad en sus politicas erradas convenientemente a sus intereses. Ejemplos, miles como tu le expusistes en tu entrevista.
    Pero como me dice mi padre ahora con 98 años, estas entrevistas hay que realizarlas aunque no nos plazca, porque sino lo hicieramos ellos solapadamente se aduañarían del mundo.

     
  32. Maria Silvia

    marzo 18, 2011 at 11:24 am

    Muy buena entrevista Ernesto y sobre todo muy buen punto sobrre la censura a comentarios vulgares, ofensivos e incivilizados. POr eso sigo tu blog, es un ejemplo de plataforma de debate , sobre el respeto de las diferencias. Cuanto nos cuesta a los cubanos despojarnos de la “agresividad verbal” que nos inculcaron desde que nacimos ( sobre todos los que nacimos despues de 1959) ,”gracias” a los mitines de repudio y otras formas de insulto para el que pensara diferente. Civismo es una asignatura que hemos desaprobado desde hace anos y que debemos retomar

     
  33. Jorge

    marzo 18, 2011 at 12:46 pm

    Ernesto, siento envidia y admiracion por ti, compadre. Envidia pq tengas 26 anhos y seas capaz de obtener y hacer entrevistas como estas (que por cierto falta la 2da parte, no?). Eso dice mucho de ti, no creo que M. Lesnik le conceda una entrevista a cualquiera. Admiracion pq eres cubano como yo, y eso me enorgullece. Creo que un entrevistador no debe solo hacer preguntas y escuchar las respuestas. Debe tratar de formular preguntas incomodas para obligar al entrevistado a dar lo mejor de si. Y por supuesto, tiene que estar ppreparado con elementos convincentes en caso de forcejeo. Todo eso lo tienes tu, compadre, por eso te digo lo de la envidia, pero envidia sana. Tu naciste para esto chamaco.
    No se si tengas esta idea, pero seria bueno pudieras hacer un punto en tu agenda el hacer entrevistas a personajes “complicados” (pero entrevistas como estas!), lo mismo de un bando que de otro. Por ejemplo, me encantaria ver una entrevista con Perez Roura o Ninoshka, con David Rivera, con Edmundo Garcia, etc.
    Te deseo un camion de exitos.

     
  34. Jorge

    marzo 18, 2011 at 12:51 pm

    Por cierto, me gusta mucho el nuevo diseno del blog. Me parece muy adecuado el fondo oscuro con los posts en claro. Esta bueno el toquecito de deshilachado arriba a la derecha…

     
  35. Mauricio

    marzo 18, 2011 at 2:16 pm

    Estaba pensando en los miles y miles de cubanos sin nombre; no ya los discidentes conocidos por todos, a los que no se les ha permitido entrar a la isla ni mantener contactos personales con sus familiares de adentro por muchos años, por el simple hecho de haberse radicado en otro país sin “permiso del hermano mayor”. El día del juicio final se conocerán miles y miles de historias espeluznantes de mucha gente que cometió la osadía de pensar diferenre o sencillamente “mudarse a otra latitud” Esto, como bien dice Ernesto, es una violación de los derechos humanos; un crimen; un acto de terrorismo masivo de estado.

     
  36. Jorge

    marzo 18, 2011 at 3:03 pm

    Ernesto, pq no entrevistas a Oscar Haza? Se me ocurre que seria una entrevista interesante. Hay mucha gente que tienen puntos de vista encontrados referentes a su labor periodistica sobre Cuba. Unos lo ven como el divulgador de noticias de Cuba, otros como un simple oportunista. Me gustaria ver una entrevista con preguntas punzantes. Que crees?

     
  37. Ein zuverlaessiger Freund

    marzo 18, 2011 at 3:25 pm

    como dato curioso, las compannias duennas de las vallas publicitarias (clear channel, en este caso) tienen como politica, no poner anuncios de corte politico (valga la redundancia).
    desconozco como lograron colocar el de los 5 espias, pero se que clear channel decidion quitarlo en cuanto supo del trasfondo politico del asunto. no creo que estuviesen muy al tanto de del problema.

     
  38. paco

    marzo 18, 2011 at 3:33 pm

    Tremenda entrevista, fue muy bien llevada, para mi tiene un gran valor solo por el hecho de tu edad y la de eses camajan viejo que el sabe de antemano que todo lo que dice no es por sinceridad ni mucho menos, ese es un ser despreciable que por su edad debe darse a respetar en vez de estar buscando apoyo a Fidel y su regimen , el debe saber que el mismisimo Fidel lo tendra a el como un reptil, porque ese tipo de personaje no tienen cabida en ningun lugar del mundo.

    Me imagino por lo que escribio Ernewso en cuanto a
    que algunos utilizaron adjetivos muy duros y ofensivos para ese senor, yo al igual que ernesto soy del criterio que debeser el debate de una forma civilizada y sin ofensas. Pero entiendo tambien que no es facil despues de vivir tantos anos en Cuba y saber todas las patranas que utiliza el regimen cubano para mantenerses en el poder aun hayan personas como el senor Max Lesnick que apoyen y defiendan al regimen cubano. Eso merece el repudio de todos los que estamos en el exilio por culpa de ese regimen y de prsonas copmo el que tratan por todos los medios de justificar lo injusatificable.

    Ese senor tendra el derecho como cualquier ciudadano de creer y amar a quien le plazca, pero su perorata si puede confundir algunos cubanos mas jovenes y es por eso que con este tipo de personaje no se puede tener piedad y hay que desenmascararlo cada vez que trtate de difundsir su mensaje.

     
  39. el_yoyo

    marzo 18, 2011 at 6:34 pm

    Es la primera vez que no puedo llegar al final de un artículo de este blog. Lo siento.

    he oido cientos de veces el nombre de Max Lesnik y pensé que era una persona a ser tenida en cuenta. Pero lo que me parece es que este hombre no sabe absolutamente nada de Cuba o se hace el que no sabe.

    Y no vivo en Miami, ni soy parte de grupo alguno pro o en contra de nada ni de nadie.

    Ernesto, sé que eres una persona tolerante, pero quizás lleves muy poco tiempo fuera de cuba para comprender que aunque todos tienen derecho a expresar lo que deseen, tú tienes el derecho de oir a quien quieras, nadie te puede obligar a oir lo que no quieres y este señor… no vale la pena.

     
  40. Celso

    marzo 18, 2011 at 8:24 pm

    Escribo este comentario civilizado condenando rotundamente la actitud de este señor Marx Lenin (perdon, Max Lesnik) que me parece un ser bajo y detestable moralmente. Y lo hago de forma civilizada para poder verlo publicado en este magnifico blog, pero honestamente desearia combatir incivilizadamente su desfachatez en este momento. Nos ofende profundamente la tesis de este mal cubano que se vale de la libertad de expresion en este pais para defender la falta de expresion en el suyo propio. Aberrantemente asqueroso este apreciado colega.

     
  41. uncubanomas

    marzo 18, 2011 at 8:50 pm

    Para entender la esclavitud la mejor manera y la mas triste es padecerla, solo los virtuosos tienen la capacidad de imaginarla por quienes la sufren, este señor no padece la falta de libertad y no tiene la virtud de sencibilizarse con los que en esa isla hermosa la hemos perdido, o mejor aun nos la han robado. Solo queda desearle, por su propio bien, que su forma de pensar se adecue siempre a la falta de tolerancia y libertad de los que malgobiernan nuestra patria, y que siempre este fuera del radio de accion de las injusticias que proliferan en Cuba, para que pueda seguir visitandola, como el espectador que ve el sufrimiento ajeno desde la comodidad de su sofa, asi muchos pensarian igual que el, pero solo asi

     
  42. El vicepresidente

    marzo 18, 2011 at 11:14 pm

    Hola,Ernesto;
    No pierdes la buena costumbre de ser exelente en lo que haces.Estoy a la espera de la segunda parte de esta entrevista a Max Lesnik,pues al menos en la primera has sido magistral.
    Y consejo sano:guarda copia de TODO,para que despues no digan que “donde dije Diego dije Digo”.Transcripciones y grabaciones BIEN GUARDADITAS,Ok?
    Saludos.

     
  43. LENGUAZUL

    marzo 19, 2011 at 12:40 am

    Ernesto….desde hace un tiempo e seguido tu trabajo en el Block ..Creo que este señor tiene el mismo discurso de los Castro pero con otras palabras ,,,,,,,es muy facil ser comunista con todas las libertades y la barriga llena ..un saludo desde Rep. Dominicana

     
  44. aiberto militar

    marzo 19, 2011 at 4:26 am

    sencillamente brillante contundente y necesaria.se impuso la verdad.gracias y felicidades.espero con ansias el segundo capitulo.q bueo seria q pudieras entrevistar a fidel.creo q tienes madera para eso.seria la mayor demistificacion de la historia.piensalo,tratalo y atrevete.por lo q he he visto,voy a ti. tienes la verdad de tu lado pero,preparate muy bien .no dejes nada a la casualidad.

     
  45. Gerardo el de Berlin

    marzo 19, 2011 at 7:14 am

    Ernesto es casi que un abuso esta entrevista. Parece que el que tiene 80 años eres tú y el señor tiene 26. Yo creo que el pensaba que lo iba a entrevistar de nuevo uno parecido a Edmundo García como en el año 2007. Sinceramente te felicito.

    No tiene respuesta para ninguna de las preguntas y se esquiva en las otras con el viejo método de darle la vuelta al tema o devolver la pregunta al interlocutor, que es al final la única arma que les queda.

    Agarrarse de la última penca como quien dice. Lo hacen todos. Ejemplo vigente y diario en este Blog es Josep Calvet cuando le confrontas con algo que no puede responder, si te falta una coma en lo que le dices fallaste pues se agarra de la coma para no comentar lo otro, o lo otro lo deja en blanco. Vease mi Comentario sobre su adorada Belen Gopegui en el Post Mi Amnesia Benevolente donde utiliza mas de 5 Entradas para discutir y corregir que la amable señora no dijo todos si no casi todos, o todos los jóvenes, los que llegan, como si para leer a un escritor haya que esperar a que este arribe a tu pais… y tengo que citar la fuente porque si no me la pregunta. Así son.

    Esto es lo que pasa cuando no se tienen convicciones firmes. Los que defienden esa dictadura en mi opinión lo hacen por amor (que puede ser platónico o carnal), pero nunca por convicción. Unos porque tienen un marido en Cuba y otros porque aman al Fidel de cuando tenía la barba (mal llamado romanticismo europeo)

    El caso de Max Lesnik radica casi en lo mismo, con la diferencia que que no es amor como tal sino mas bien por guatacanería. Max Lesnik es un granuja. La definición de granuja está en el diccionario y es como si la palabra la hubiesen creado para definirlo a él.

    El servilismo político que lleva practicando desde años no lo practica por convicción si no por adulón. Se conocen de la Universidad y eran amigos y a pesar de emigrar en el 61 porque Fidel se anexó a la Unión Soviética, 10 años después se buscó un pretexto de la voladura del avión de Cubana para volver con él, ya que no quería seguir siendo terrorista del exilio, como dice él, y lo que quería era diálogo. El diálogo con su amiguito de la Universidad, que le perdonaría su error de haberlo traicionado, cuando este reconociese que estuvo errado, y así fué. El dijo que se había equivocado en emigrar. Su amigo lo dejó entrar de nuevo a la casa.

    Una persona que supuestamente está dialogando desde hace más de 30 años con Fidel Castro y no sabe que en Cuba se le niega la visa de entrada a muchos cubanos. Hay que mencionarle nombres y cuando se los mencionas entonces dice solamente que es correcto y que eso no debe pasar. Ese es el diálogo de Max Lesnik con el gobierno cubano. Me interesaría saber que cosa es lo que él está dialogando?

    Max Lesnik es un traidor a sus mismos principios, sin convicción política y no se dá ni cuenta que hay otros de su generación que no son como él, que son fieles a sus principios, que no son canallas, para él ser canalla es algo normal.

    En la entrevista que le hace el otro de su especie: Edmundo García, que no tiene comparación con esta en lo absoluto, hay un abismo de diferencia, y a pesar de que Edmundo alerta al inicio que le vá a hacer preguntas fuertes para que nadie piense que quiere favorecerlo, la entrevista es todo lo contrario. Se enfrasca en hacerle preguntas de cuando conoció a Fidel, si discutió con él, si Fidel se ponía bravo o no, etc

    Max le explica a Edmundo que el Jefe del Directorio era Faure Chomón y el jefe militar era Rolando Cubela, un gran amigo de él. Edmundo le pregunta: ya no lo es? y el le responde: hace tiempo que no lo veo pero yo no renuncio a la
    amistad porque mis amigos hayan tomado un camino equivocado. Y eso lo sabe Rolando.
    Si viene aquí un día, te lo voy a traer. Para que de alguna manera tú lo entrevistes.

    Más canallismo que esto no lo hay. Rolando Cubela es alguien de principios. Estuvo preso en Cuba mas de 20 años, Ex-Comandante de la Revolución, autor de un atentado fallido a Fidel Castro, fiel a sus ideales. Alguien a respetar.

    Max Lesnik, lo contrario. Emigración en el 61 por ser contrario al comunismo y a la Unión Soviética y mas tarde nuevamente adulón de Fidel Castro. No pierdan fuerzas acusándolo de agente de la CIA o agente de Castro, el es sencillamente un adulón de su temido compañero de escuela.

    Como dice Reinaldo Taladrid “Saquen ustedes sus propias conclusiones”

     
    • paco

      marzo 19, 2011 at 12:46 pm

      Hola Gerardo yo creo que es la mejor descripcion que he leido acerca de ese personaje despreciable.

       
  46. Habananueva

    marzo 19, 2011 at 7:46 am

    Excelente entrevista Ernesto, el entrevistado desviado y discolo como todos ellos, como siempre ha sido, preguntan una cosa, y responden otra, o evaden, recorde a Fidel en sus buenos tiempos, habran asistido a la misma escuela del Partido?.

     
  47. Garcia

    marzo 19, 2011 at 9:21 am

    Excelente entrevista Ernesto!
    Eres un orgullo para los cubanos.

     
  48. espejomudo

    marzo 19, 2011 at 10:15 am

    Hola Ernesto

    Buenas preguntas y muy pobres respuestas. No hay peor ciego que el que no quiere ver ni peor mudo que el que se queda sin argumentos.

    Hay un par de temas que me han llamado la atención…
    Dice el Sr. Lesnik que no le pagan. Hay muchas maneras de pagar… cuando a un Sr por sus ideas favorables al gobierno, lo reciben con honores y lo tratan como ‘jefe de estado’ tb le están pagando. No hay nada gratuito en este mundo, seas de derechas o de izquierdas.

    Otra cosa… utilizar el pasado para sus argumentos y rechazarlo para los argumentos del oponente…

    No me considero radical pero no he encontrado ni un solo argumento creíble en las respuestas del St Lesnick como no sea su afirmación de que el gobierno tiene miedo y que solo eso, justifica las medidas represivas que adoptan. Pero no era que el gobierno es por y para el pueblo… entonces ¿miedo por qué?

    Saludos

     
  49. Luis Gomez

    marzo 19, 2011 at 2:40 pm

    Ernesto te felicito por la entrevista. Hay un punto que siempre discuto con un amigo que opina que la ultraderecha de Miami es igual que la dictadura cubana. Y siempre le respondo que la diferencia radica en que la ultraderedha de Miami no tiene influencia alguna en mi vida personal, en cambio la dictadura cubana si puede acabar con tu vida personal solo por expresar tus ideas diferentes. Yo no soy hombre de extremos, me gusta el centro, pero los que como el Sr, Lesnik critican a la ultraderecha de Miami, no levantan su voz jamas para defender los derechos de los cubanos que viven en la isla y piensan diferente. Entonces hay poca credibilidad en lo que defienden. La tolerancia es una calle de dos vias, no solo de una.

     
    • Miguel Angel

      marzo 21, 2011 at 1:58 am

      Estimado Luis:

      Magnífica su evaluación. La tolerancia es una calle de dos vías. Para la tiranía castrista solo existe la ley del embudo con el lado estrecho tapado: lo ancho para ellos y ni siquiera lo estrecho para nosotros, porque ponen un piedra para que no pueda, ni siquiera salir una gotica de tolerancia hacia aquellos que discrepan de la línea oficialista.

      Después de leer tantos comentarios sobre la entrevista de Max Lesnik, me hago la siguiente pregunta: ¿Para qué perder tiempo y gastar energías en un individuo como Max Lesnik que es obvio lo que es? Nosotros en el Exilio conocemos la naturaleza del régimen. Después de todo, es imposible olvidar a Fidel Castro que juraba y perjuraba que no era comunista, que la Revolución cubana era tan cubana como las palmas, mientras poco a poco adquiría el poder absoluto, y le entregaba la Patria de Martí al oso Moscovita. Un buen día se quitó la careta de demócrata y le demostró al mundo lo que era de verdad. Los exiliados que hemos leído la Gran Estafa del peruano Eudocio Ravines que nació en cuna comunista y que fue comunista hasta que se dió cuenta de lo que es en realidad ese sistema totalitario, conocemos bien el Camino de Yenán que se trazó Mao y también, por deducción, el que se trazó el tirano Castro.

      Por eso creo que todo nuestro enfoque debe ser sembrar amor entre los cubanos para que todos unidos podamos lograr lo esencial: la libertad de Cuba. En las diferencias tiene que existir la tolerancia. Y en todo tiene que estar presente el ideario martiano. Solo así podremos construir, con todos y para el bien de todos, esa gran residencia, ese gran palacio, donde todos los cubanos de buena fe, quepan. Nosotros llamamos CUBANÍA a ese Palacio de la nación cubana. Fidel Castro y aquellos que lo apoyan, no tienen el monopolio de la CUBANÍA. El tirano es el enemigo de la toleracina. Ese es nuestro enemigo. Como decía Martí: “Del tirano. Di todo, ¡di más!; y clava. Con furia de mano esclava. Sobre su oprobio al tirano.” Yo solo excluiría de esa residencia a aquellos que no estén dispuestos a darle a otros la oportunidad de expresar libremente su criterio, no importa si es de extrema izquierda o si es de extrema derecha.

       
  50. Paloma

    marzo 19, 2011 at 3:35 pm

    La verdad es que la entrevista es el género periodístico que menos me gusta, la mayoría de las veces los resultados dejan bastante que desear, pero esta entrevista de Ernesto no tiene desperdicio, claras y contundentes las preguntas, respetuoso, pero preciso, un diálogo que pudiera hacer reflexionar a algunos. Max Lesnik no tiene ninguna importancia, es un títere en manos de su amigo y apenas causa conmoción en el charco, pero como un especímen, es bueno diseccionarlo como has hecho en este post. Te felicito pequeño hermano, como siempre es un placer leerte.

     
  51. Diana

    marzo 19, 2011 at 7:10 pm

    Magnífica entrevista. Felicitaciones.

     
  52. Osmel

    marzo 19, 2011 at 10:32 pm

    Hola Ernesto, genial , muy buena la Entrvista, ponme a mí también en la lista de los que no dejan entrar por pertenecer al Movimiento Cristiano Liberación y ser gestor del Proyecto Varela, va un saludo y me alegro que triunfes.

     
  53. Celso

    marzo 20, 2011 at 12:16 am

    Ernesto, tu entrevista a Marx Lenin ( perdon, a Max Lesnik) fue todo un exito, otro mas en tu lista. Sin embargo hubiera sido bueno que le preguntaras por que no se ha ido a vivir otra vez a Cuba, teniendo en cuenta su amor por la revolucion. El hubiera tenido dos posibles respuestas: 1-El gobierno de los Castro no me deja volver a vivir en Cuba . 2-Prefiero vivir en Miami. En la opcion 1 confirmaria la intolerancia y la demostrada violacion de los derechos humanos por parte de la dictadura. En la opcion 2, confirmaria la doble moral que descaradamente ostenta este tipejo que le gusta vivir en libertad para el y desde aqui defiende al regimen totalitario que oprime a sus consanguineos en Cuba. Es posible que diera otras opciones de respuestas, pero estoy seguro que hubieran sido igualmente muestras de su rol de papagayo al servicio de la mafia de los Castro. Cuanto le pagaran?????

     
  54. aaron

    marzo 20, 2011 at 4:45 am

    Ernesto,

    A mi tu entrevista me confirma, junto a otras declaraciones suyas que he visto/leido antes, que a Lexnic no le interesan los argumentos. El esta programado. Por que? Porque le conviene y/o porque le pagan, no se. Si esta vinculado al negocio de los viajes a cuba ya por ahi tiene un conflicto de interes serio aunque realmente no estoy seguro como es que el se autofinancia sus campanas castrista en miami. Ojala y te lo explique en otras partes de tu entrevista. Lo que te quiero decir es que hay personas que nunca van a cambiar su actitud ni van a entender… aparentemente porque en realidad estan bien conscientes de lo que se les explica pero no lo quieren admitir porque no les interesa.

    Lo que dijo sobre el financiamiento extranjero es simplemente mentira. CITGO, controlada por el gobierno venezolano, patrocina el show de Edmundo Garcia y el gobierno americano no se ha metido con el. Ah, es que aqui se puede patrocinar. Vamos a ver si Haliburton (el perfecto ejemplo para comparar con CITGO) puede ir a patrocinar disidentes a cuba y darles dinero por una tuberia para que vivan como millonarios como vive edmundo.

     
  55. aaron

    marzo 20, 2011 at 5:13 am

    Otra cosa, Ernesto,

    En uno de tus comentarios, dices:

    “Son los mismos que, de aquel lado del mar gritan improperios contra opositores pacíficos, y de este lado trituran álbumes musicales con una aplanadora”.

    Es una pesima comparacion. Te lo pudiera decir de una mejor manera pero estas comparando cosas que no tienen nada que ver. Pasarle por encima a un monton de CDs con una aplanadora –nos guste o no– forma parte del derecho a la libre expresion y manifestacion. Pero fijate que esas personas no le hacen daño a nadie (daño fisico) ni estan asediando a la gente en un callejon.

    No es lo mismo gritar improperios “en vivo” en la cara de la gente. Mucho menos hacerlo con el apoyo de la policia que deberia estar para defender a todo el mundo en vez de defender solo a algunos.

    Yo no le encuentro el parecido por ninguna parte. Estoy seguro de que si voy a cuba muchos de mis amigos pensaran como tu, pero estarian equivocados. Espero que lo puedas comprender poco a poco con el paso del tiempo.

    Para acelerar ese proceso, te recomiendo que te leas algun libro de communication law. Es imperativo si piensas ejercer el periodismo aqui profesionalmente. Es mas, es imperativo si quieres entender como funciona este pais. Conocer lo que protege o lo que no protege la primera enmienda es esencial y es super interesante aprender sobre los casos legales que han determinado las leyes mas importantes que rigen la comunicacion en este pais. En fin, imaginate, por ejemplo, que es ilegal traspasar propiedad privada/estatal para tirar fotos, pero si las tiras nadie te las puede decomisar. O que si haces un llamado a la violencia en un medio te pueden penalizar a posteriori, pero no a priori aunque sepan de tus planes. Los libros de communication law te explican esos detalles y mas, con los cuales nosotros no estamos ni remotamente familiarizados.

    Este es bastante usado en las facultades de comunicacion: http://www.amazon.com/Communications-Law-Restraints-Communication-Journalism/dp/0495794171/ref=sr_1_1?s=books&ie=UTF8&qid=1300611245&sr=1-1

    Esta un poco caro, asi que si quieres te puedes comprar la edicion anterior, usada que ahora cuesta centavos: http://www.amazon.com/Communications-Law-Liberties-Restraints-Modern/dp/0495050296/ref=tmm_pap_title_2?ie=UTF8&qid=1300611245&sr=1-1

    Y si no la has visto, tambien te recomiendo la pelicula “Good Night and Good Luck”.

    Saludos,

     
  56. Heriberto Emilio Acosta Torrez

    marzo 20, 2011 at 12:25 pm

    Ernesto; Si lo tuyo es la literatura – tomate el tiempo en leer un ‘poquito’ el pasado y la historia de nuestro exilio. Quizas logres entender porque aparenta ser radical, o intransigente.
    Max Lesnik tienes su libreto desde hace 45 anos. Una entrevista tuya no desenmascara nada y solo lo ayuda con su necesidad de ser relevante. Cual es la proxima, una estrevista a Aruca? Quizas hagas mejor con Hugo Cancio y el tema de fomentar el intercambio cultural. Eso si conllevara a derrocar la directadura – No cres?

     
  57. Calixto

    marzo 20, 2011 at 1:30 pm

    Muy bien manejado, aunque para desnudar el absurdo de las posiciones de Max se require apenas un poco de cordura.
    Max exibe un egoímo olímpico, de gozar prerrogativas que no pueden tener los cubanos en su propia tierra. Es que ni se las desea…
    Parte el alma

     
  58. justiniano

    marzo 20, 2011 at 11:16 pm

    Pobre viejo patetico. Hay momentos en que da lastima.

     
  59. justiniano

    marzo 20, 2011 at 11:56 pm

    Ernesto a la pregunta de Marx : ¿Y entonces los blogs que se escriben desde Cuba contra el gobierno? ¿Por qué nadie te metió preso a ti basándose en ese mismo Código Penal?.
    No creo que se por un vacio legal. la ley es secundaria en ese regimen.
    Es real que a algunos no los encarcelan y a otros si y ahi radica lo terrible, la justicia es selectiva, el Codigo Penal esta ahi siempre presente, extenso texto con infinitas prohibiciones y sanciones, listo para ser aplicado cuando lo determinen los estrategas de la represion.

     
    • El Pequeño Hermano

      marzo 21, 2011 at 2:14 am

      Ni un solo bloguero alternativo ha sido, hasta hoy, juzgado legalmente. Ninguno está tras las rejas. Se lo dice alguien que los conoce a todos porque es uno de ellos. Ni los más conocidos ni los menos han sido procesados, a pesar de molestar profundamente, y de ser el blanco de las nuevas batallas oficiales. ¿Qué explicación le da usted a eso, como no sea que hay un vacío legal que no han llenado?

      Recuerde: la terrible astucia del sistema cubano es que rara vez viola la Ley, como hacían otros regímenes dictatoriales. En este caso, se ha hecho algo más terrible: se ha adaptado la Ley a las necesidades del establishment, y eso es mucho peor.

       
      • María del Carmen Ares Marrero

        marzo 22, 2011 at 2:08 pm

        Estimado Ernesto:
        Afirmar que el régimen sanguinario y dictatorial de Cuba necesita apoyo de la legalidad para desplegar sus desmanes resulta de una inocencia que no se corresponde con el nivel de profundidad que aprecio en sus escritos. Desde luego es Ud. aún muy joven y la falta natural de algunas vivencias quizás le impidan reconocer la razón real por la que el régimen aún admite que los blogueros se expresen en la plataforma “etérea” (creo que así le denominó en la entrevista arriba leída que es Internet) Lo que hace que no les hayan avasallado más aún es simplemente el tácito hecho de que Internet es de muy poco acceso para la masa. A pesar de la peligrosidad potencial que puede representar para el régimen la voz ciudadana de los mismos, aún no llegan a destrozar el engranaje de filigrana que ha creado el sistema castrista, sobre todo en las mentes de la gente. En la psicología de nuestra nación tan afectada, tan desnutrida espiritualmente, tan inestable, tan ocupada, desde el punto de vista práctico en lo que va a poner encima de la mesa para alimentarse o cómo inventar para vestirse, bañarse, respirar. Conozco a muchísima gente con acceso a Internet. El miedo que tienen incluso al uso de la red los autolimita. Seguramente conocerá este síndrome de autocensura que crean los regímenes totalitarios. En qué legalidad se basan para proceder en Cuba contra las Damas de Blanco, acosarlas, golpearlas, echarles turbas de todo tipo encima? En qué legalidad se basaban para (hace veinticinco años) rescindirme cada vez mi contrato de trabajo porque no les gustaba lo que yo decía o hacía? En qué se basaron en el 90 para expulsarme y dejarme indocumentada o declararme Emigrante por tiempo indefinido… soy otra anónima de esas listas. En qué se habrán basado, me gustaría saber, para llevarse un día a mi abuelo de casa y devolverlo muerto después de su estancia de pocos días en Villa Marista? Sólo por poner algunos ejemplos. Los superpoderosos no necesitan la legalidad. Qué hizo Hitler para subir al poder sino cambiarla y ponerla de inmediato a su favor?

         
  60. Heriberto Emilio Acosta Torrez

    marzo 21, 2011 at 9:15 am

    Vamos a no jusgarte tan rapido…Pero me quedan mis dudas. Que conocias del patetico personaje que es Max Lesnik? Quizas sea tu juventud que te lleva a pedirle una entrevista a este pobre diablo. Pero que pensabas podias conseguir de ella que enriquesiera tu carrera periodistica?
    Si te interesa el futuro de Cuba, necesitas una base de apollo que soporte tu crecimiento. Serias mejor hacer una serie de entrevistas a recien llegados que perder tu tiempo con estas personas totalmente afiliadas al ‘Coma-Andante’ que no tienen nada positivo que aportar.

     
    • Gerardo el de Berlin

      marzo 21, 2011 at 12:16 pm

      Hola Heriberto

      Me parece que estás ligando cosas que no tienen que ver unas con otras. Para citarte un ejemplo:

      1- El futuro de Cuba creo no depende o no tiene que ver con el trabajo profesional de un periodista. No sé cual es tu idea

      2- Un periodista independiente creo que no trabaja en base a lo que le dicta otro y tampoco trabaja para complacer a un grupo de personas?? Yo no soy periodista pero si no es así que Ernesto me corrija. (Estoy usando la lógica para hablar)

       
      • El Pequeño Hermano

        marzo 21, 2011 at 12:26 pm

        Respondiste lo que habría dicho yo: entrevisto a quien me dicte la conciencia, o la curiosidad… No a quien esta o aquella persona deseen.

         
  61. Regina Coyula

    marzo 21, 2011 at 10:46 am

    Querido Ernesto: Muy buen cambio de imagen, y una entrevista bien interesante, como siempre viniendo de ti. Un abrazo

     
    • Gerardo el de Berlib

      marzo 21, 2011 at 11:42 am

      Hola Regina como andas??

      No viene al caso y disculpa (disculpen) pero quería preguntarte si por casualidad tu eres hija de Mario? En caso positivo pues conozco a tu padre ya que despues de graduado (Universidad del Bauhaus en Weimar, RDA) trabajé en la Empresa de Restauración de Monumentos que era la Ejecutora del Grupo de Proyectos del Castillo de la Fuerza, del cual tu padre era el Direcctor (o es?) y quiero que lo saludes de mi parte. Tendrás que decirle Gerardo el que estudió arquitectura en Alemania, amigo de Helena la polaca.

      Lo otro es que me partí de la risa con el pié de la firma en tu Blog donde dices que eres una mala ama de casa pero llevas veinte años “gobernando” a tu marido y a tu hijo.

      Has llamado mi interés en conocerte y quisiera saber más sobre ese tema. Ademas de que trabajaste en la Dirección de Contrainteligencia del Ministerio del Interior? Cómo eso ?? :-)

      Mi eMail:
      webmaster@lalenin.com

       
  62. Roberto A. Del Valle

    marzo 21, 2011 at 1:01 pm

    Estimado Ernesto, aunque considero tu entrevista con el señor Max Lesnik muy buena (concisa, precisa y maciza) me gustaría permitirme el atrevimiento de divergir en ciertos comentarios tanto contigo como con tu entrevistado.

    “la valla de la discordia sería removida ante protestas de grupos radicales”. Protestar civicamente por algo que se considera ofensivo es un derecho ciudadano en este país, Si lo quieres comprobar trata de poner una valla con la foto de Hitler frente a una sinagoga, o una promoviendo al KKK en Liberty City. No creo que a nadie se le ocurriría llamar un grupo de judíos o de afro-americanos “radicales” por protestar contra algo así. Las companiasde publicidad se reservan el derecho de publicar algo que pueda afectar sus intereses económicos o su conciencia moral. Nada raro, ocurre hasta con personalidades de la farándula y el deporte. Busca a ver cuantas vallas quedan de Tiger Woods y Buick.

    “nada más parecido a un disidente que Max Lesnik en Miami.” Por favor, comparar a este señor que reside en un país con total garantía de todos sus derechos civiles con personas que dentro de una tiranía arriesgan sangre y tesoro es irresponsable. En este país hay millones de Max Lesniks. Que este señor defienda una dictadura anacrónica desde la comodidad de su libertad, sin miedo a perder su trabajo, ni su libertad, ni ser acosado por una turba de mas de doscientas personas durante noche y día, no lo hace un disidente. Aquí el es un simple ciudadano con diferentes puntos de vistas del tuyo o el mio.

    “Pero no puedes dejar de entender que la libertad mirada desde el ángulo de los gobiernos siempre está en relación directa con la seguridad del Estado.” Que bonito, ya se le salio el pequeño Stalin. Mi estimado señor Lesnik, la libertad según Locke proviene de derechos inalienables dotados por el creador a cada individuo. Es el individuo el que a través de un “contrato social” da su consentimiento a formar un gobierno y ser gobernado. Es decir, el estado es el que esta en servicio de proteger la seguridad de los individuos y no viceversa. Esta idea, obviamente extraña para usted, fue la que guió a los padres fundadores de esta gran nación en la cual usted vive.

    “el pasado hay que entenderlo y estudiarlo, pero siempre cuando se trabaja hacia un futuro mejor hay que partir de la base de lo que hay, no de lo que había.” Muy bonito consejo, debería seguirlo usted mismo cuando hace los siguientes comentarios:
    “ya en los años ´50 para salir del país había que ir al Ministerio de Relaciones Exteriores y solicitar un permiso… “
    “Pero cuando en el Macartismo se imaginaron que los americanos tenían alguna simpatía por la izquierda, los persiguieron y encarcelaron”
    Su problema es que usted es el que se ha quedado estancado en la retorica del pasado, sin proveer una explicación coherente a los problemas actuales de los cubanos y sin ofrecer ninguna solución futura que no sea la misma perorata del “embargo” “el imperialismo” la preservación de “los logros de la revolución”.

    “¿Y ya tú solicitaste la VISA para entrar a Cuba y te la negaron, o estás pre-juzgando?”
    Señor Lesnick con todo el respeto del mundo me gustaría preguntarle en que otro país del mundo sus ciudadanos necesitan una visa para entrar en el?

    “Para mí lo que hay es un gobierno que mantiene un sistema modificable de alguna manera si los cubanos desean cambiarlo. Pero sin que sea por presión exterior.” Estimado Ernesto, por tener que escuchar semejante comentario y no estallar en carcajadas te voy a recomendar para algún premio. Tiene que haberlo, porque te lo mereces. Esto hay que analizarlo en 2 partes, primero lo de que es modificable cuando los cubanos lo deseen. Cuando la cúpula que desgobierna nuestro país repite a todos los vientos “Socialismo o muerte” solo deja dos opciones. De acuerdo a la ultima enmienda hecha a la “constitución” del 72 “El carácter socialista de la revolución cubana es irreversible”. Segundo lo de la presión exterior, es como si el desgobierno de los Castros no tuviera ninguna presión desde el interior por promover cambios dentro de la isla. No quien dijo,
    “Te explico: si yo, para expresar mis puntos de vista, en un blog, en una revista, en un periódico, recibiera dinero de un gobierno extranjero, sea el venezolano, el cubano, el ruso o el chino, obviamente el estado americano no me lo hubiera tolerado.
    Entonces para ti está justificada esa subvención, esa compra de disidentes”
    Señor Lesnik, yo se que esto va ha ser una gran sorpresa para usted, pero si de acuerdo a la ley usted si puede recibir dinero de cualquier país del mundo y publicar una revista, un programa de radio, tener un blog, Es mas le voy a poner un ejemplo, que le parece la BBC (British Broadcasting Corporation). La única excepción es que si usted recibe dinero de un gobierno extranjero y desea realizar labores de cabildeo por ese gobierno, debe entonce registrarse con el Departamento de Estado como un agente extranjero.

    Finalmente quiero, felicitarte Ernesto por tu blog el cual sigo desde hace mucho tiempo. Me alegra que hayas eliminado los comentarios de personas que con sus grocerias no contribuyen en los absoluto al verdadero debate de ideas.

    Tu ávido lector
    Roberto A. Del Valle

     
    • Gerardo el de Berlin

      marzo 21, 2011 at 10:03 pm

      Hola Roberto permíteme opinar aquí sobre algunos puntos:

      1- Sobre lo de la valla yo me entero ahora por este Post. No sé quién protestó ni quién la quitó pero “ein zuverlässiger Freund” ya dijo algo sobre eso. De acuerdo contigo en que protestar cívicamente por algo que se considera ofensivo es un derecho ciudadano.

      2- A lo que voy es “nada más parecido a un disidente…” traté de explicarle mi opinión a Carlos en un Comentario debajo. De que es un simple ciudadano con diferentes puntos de vistas del tuyo o el mio, o que resida en un país con total garantía de todos sus derechos civiles no quita que no sea disidente. El disidente puede ser (o es) un simple ciudadano o un ciudadano complejo, dá igual, y no importa donde resida y como vive.

      “La disidencia es una actitud que no necesariamente está dirigida contra algo, sino que más bien implica un desacuerdo o una distancia tomada con un poder o una autoridad política”

      Las facetas de la definición de disidente el las cumple teóricamente. Repito que el salió de Cuba en balsa huyendo del comunismo y se dedica actualmente al “diálogo”, según él. Entiendo que esto hay que tragárselo con sal :-)

      3 y 4 de acuerdo

      5- “¿Y ya tú solicitaste la VISA para entrar a Cuba y te la negaron…” Mas bien creo que el tema de la polémica es la prohibición de Entradas para algunos ciudadanos, o sea la negación de una visa, si te hace falta visa para entrar o no eso es otro tema aparte. La lista de paises que les pide visado a sus propios ciudadanos es bastante larga, lamentablemente no es solo Cuba. Aquí van algunos ejemplos:

      Sri Lanka, Etiopía, Tailandia, China, Kasajastán, Irán, India, Federación Rusa, República de Macedonia, etc

       
  63. Carlos A Caballero

    marzo 21, 2011 at 3:27 pm

    Algo que no entiendo bien es por que catalogar al Sr. Marx Lenin, perdon Mark Lesnik, de disidente. Alguien lo pudiera aclarar? No le veo la mas minima base. El no vive y actua como tal.

     
    • Gerardo el de Berlin

      marzo 21, 2011 at 7:23 pm

      Hola Carlos en mi opinión si creo que es disidente y trato de explicártelo usando la defición de esta palabra:

      “La disidencia consiste en la separación de una comunidad o de un partido del cual se era miembro”

      El no fué miembro del Partido pero se fué de Cuba en un bote en enero del 61 con otros oficiales del Ejército Rebelde por estar en contra del rumbo comunista de Fidel y su anexión a la Unión Soviética.

      “La disidencia es una actitud que no necesariamente está dirigida contra algo, sino que más bien implica un desacuerdo o una distancia tomada con un poder o una autoridad política”

      Según él, se alejó en el año 76 de la línea terrorista del exilio (después que tumbaron el avión de Cubana de Aviación) para dedicarse al diálogo. Estas son sus palabras. La definición dice sobre esto:

      “No entra forzosamente en conflicto directo, sino que se aleja, busca otras vías o espacios de legitimidad”

      Partiendo de estas premisas el es teóricamente un disidente.

       
      • Gerardo el de Berlin

        marzo 21, 2011 at 7:24 pm

        Al inicio donde dice defición es definición :-)

         
  64. Roberto A. Del Valle

    marzo 22, 2011 at 2:38 pm

    Estimado Gerardo, gracias por la aclaracion sobre es visado que otros paises requieren de sus ciudadanos. En cuanto a la disidencia o no de este senor parto primero de tu premisa de que este senor nunca ha tenido conviccion propia, es solo un adulon. Gracias de nuevo, y me gustan mucho tus comentarios

     
    • Carlos A Caballero

      marzo 22, 2011 at 4:01 pm

      Estimado Gerardo, copio aca lo que coloque en la segunda parte de este blog de Ernesto:

      No me queda duda que el compañero Marx-Lenin, perdon, Max Lesnik, no es un disidente de ninguno de los dos lados. Al contrario es una muestra de la democracia y libertad de palabra que ningun sistema totalitario como el de Cuba lograra jamas. El mismo es el mejor contraejemplo contra sus propias palabras. No creo que se adapte a la definicion. Respeto a los pensadores y teoricos pero me parece que en este caso no le queda la definicion.

       
  65. Artemisa Consultan Inc.

    marzo 22, 2011 at 8:57 pm

    Como Cubano y admirador de Marx Lesnik, le deseo una Larga Vida y un descanso bien Merecido en el Infierno, por los servicios prestados a la Dictadura que tanto Venera!!!

     
  66. Pedro Damian

    marzo 22, 2011 at 11:43 pm

    El Sr Lesnick recibe cerca de $150.000 anuales, bajo contrato,atraves de la corporacion CITGO administradapor el gobierno de Venezuela a fin de realizar su programacion oportunista e “intransigente” en su radio de Miami.

     
    • Camilo Gonzalez

      marzo 23, 2011 at 11:19 am

      No perdamos el tiempo con este mercenario que de cubano solo le queda la partida de nacimiento , si lo ignoramos , no surtiria mejor efecto que estarle dando prensa , como el hay muchos en el exilio, conozco a muchos que viven en Argentina, lo que tendria que hacer este señor es volver a Cuba y vivir con los Castros ya que tanto idolatra a este regimen, de todos modos con el y sus comentarios o sin el , el regimen dictatorial esta llegando a su fin, y ese dia nos sacaremos de encima ese lastre que llevo nuestro pueblo por mas de 50 años, luchemos por un pais libre y democratico, apoyemos a nuestras figuras mas emblematicas de la oposicion en Cuba como OSCAR ELIAS BICET y muchos otros , que arriesgan dia a dia su libertad y su vida por la libertad de todos los cubanos .

       
  67. Juancito

    marzo 23, 2011 at 12:05 pm

    Felicidades , Ernesto, pusistes a Lesnik contra la pared, sus respuestas llevan el lenguaje fidelista , tienes un gran futuro como periodista en este pais, tal vez sea preparandote para luego ejercerlo en una Cuba Democratica.

     
  68. Walter John

    abril 12, 2011 at 3:54 pm

    Eres brillante,me gustó mucho esta entrevista. Una cosita, en que país del mundo un ciudadano tiene que pedir permiso para salir y especie de visa para entrar? Creo que ese único país es Cuba y Corea del Norte.

     
  69. Eduardo

    noviembre 15, 2011 at 9:25 am

    Gracias a que me encuentro fuera de Cuba visitando a mi familia es que pude conocer sobre esta entrevista a Max Lesnik. Le doy un diez a usted Ernesto. Yo conocí a ese oportunista y demagogo desde la emisora radial, en la que mantuvo un permanente debate dia a dia contra el espacio que tenía otro periodista llamado Pardo LLada, que fue el principal vocero de la “revolución”. Max Lesnik respondía con crudeza a Pardo LLada y fustigaba al comunismo. Fue un anticomunista rabioso entonces. Yo me sorprendí mucho cuando lei en el Granma un artículo de este señor Lesnik, que lo presentaron como un periodista residente en EEUU. Gradualmente fueron apareciendo más y más artículos de èl en dicho diario. Más sorprendido aún me sentí cuando incluso participó en las mesas redondas. Usted como la inmena mayoría del pueblo cubano no conocen a este señor en cuanto a los antecedentes de su historial, pues quedamos muy pocos que si lo conocieron. Es un servidor del régimen, y no creo que lo haga sin recibir nada a cambio.
    Pardo LLada se asiló en una embajada al asumir que era inminente la invasion que tuvo lugar en Playa Girón, lo hizo un día antes. Este “buen cubano” lo hizo el mismo año 1961. Pienso que si teniendo la misma postura que tuvo Pardo LLada, no es un hombre de principios. Repito lo que escribio alguien. ¿Por qué no vive con su familia en la isla? Es un vive bien, que vive de la situación en la que nos involucró el régimen al que apoyamos y más rápido que pronto nos traicionó. Mis respetos Ernesto.
    Eduardo.

     

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 295 seguidores

%d personas les gusta esto: