RSS

Los Cubanos y la Lección de Myanmar

27 feb

Si una perturbadora frase de Milan Kundera afirma que el hombre jamás podrá saber cómo actuar ante cada reto diario, porque la vida es una actuación sin ensayo, un cuadro sin borrador, un juego sin entrenamiento, también es cierto que existe un método generalmente útil para intentar adelantarnos a los acontecimientos, como quirománticos que husmean el futuro en las palmas de las manos.

Este es: estar atentos a la historia. No la Historia con mayúsculas que aprendemos en los libros de escuela: la historia que transcurre en este segundo a nuestro alrededor y de la que formamos indivisible parte.

Cabe decir que para todos los cubanos, y en particular para los millones desperdigados por los cuatro costados del mundo, se trata de un método altamente recomendable por estos tiempos. Veamos.  

Si a los exiliados de Myanmar, ciudadanos democráticos a quienes una feroz junta militar les obligó a huir de sus tierras durante décadas, les hubieran contado años atrás que en el 2012 serían poco menos que extraños para la situación concreta de su país, con toda seguridad no lo habrían creído.

Los activistas birmanos fundaron cientos de organizaciones en el exilio, grupos que fungieron, sobre todo a partir de los años ´90, como únicas fuentes de información sobre un país donde la entrada y salida de observadores o periodistas resultaba imposible.

Solo en Tailandia los exiliados de Myanmar crearon 200 asociaciones de denuncia y lucha política que recibieron cuantiosos fondos y ayuda de la comunidad internacional. Eran respetados, eran escuchados en sus reclamos de cambios para una Patria amordazada y reprimida.

Sin embargo, acontecimientos inesperados voltearon el tablero de ajedrez, cambiaron la disposición de las piezas. Algunas quedaron incluso fuera. Y esas resultaron ser ni más ni menos que las que habían jugado históricamente los roles más duros.

Disuelta en marzo del 2011 la junta militar que rigió los destinos de la nación budista desde 1962, convocadas elecciones libres, liberados los cientos de prisioneros de conciencia que se pudrían en mazmorras heladas (como el comediante U Maung Thura, condenado en 2008 a 45 años de prisión por criticar la gestión gubernamental durante el paso del terrible ciclón Nargis) o sufrían la prisión domiciliaria (como la célebre Aung San Suu Kyi, ganadora del Premio Nobel de la Paz), cada día se les dificulta más a los exiliados birmanos sostener posturas de enfrentamiento con una dictadura diluida en los tiempos modernos.

O por lo menos, hacerlo sin parecer rebeldes sin causa.

Según el New York Times, organizaciones como la Vahu Development Insitute, fundada en 1980 por estudiantes de Myanmar exiliados en Tailandia, de repente se han quedado sin auspicio, sin apoyo financiero ni político, por una razón elemental: las ONGs que antes sustentaban sus labores creen ahora que si los activistas pretenden seguir imprimiendo pancartas con la Aung San Suu Kyi ya liberada y postulada para el Parlamento birmano, reclamando elecciones libres que ya han sido convocadas, deberán hacerlo por su cuenta.

Algunos han regresado al Myanmar cambiante. La inmensa mayoría no. Arraigados a sus vidas de desterrados, construyeron sus familias, sus negocios, sus doctrinas políticas, sobre una base que de repente se ha empezado a desmoronar: el enemigo no se ha evaporado totalmente, pero casi. Myanmar cambió ante sus ojos, y ellos están fuera del juego.

Con sus amores mal curados, con sus nostalgias a flor de piel, no perciben que pasaron a ser luchadores anacrónicos ante una realidad que de tanto buscarla, de tanto soñarla, de tanto pelear por ella, terminó complaciéndoles. El drama es que ahora no terminan de notarlo, y no han sido capaces de adaptarse a las nuevas circunstancias.

No creo que exista ejemplo más sugerente y aleccionador para nosotros, cubanos de la diáspora, que este lógico rumbo que tomó un país donde hasta el 2007 los monjes -¿se puede imaginar uno algo más pacífico que un monje budista?- eran reprimidos a balazos en sus marchas de oposición.

Comparar el perezoso movimiento de la junta militar que dirige a Cuba con el proceso implementado en Myanmar, sería apresurado e inexacto. Pero desconocer que un viaje de mil millas comienza siempre con el primer paso, es cometer el error del que nos alerta este ejemplo de la nación budista: cerrar los ojos y amoldarnos a posturas inamovibles. No estar atentos.

El gobierno de Raúl Castro no ha generado ningún cambio político de verdadero peso. Pero no admitir que en los últimos cuatro años la sociedad cubana ha experimentado más variaciones que en las últimas dos décadas de mandato fidelista, sería ingenuo y dañino para estrategias ganadoras.

Por más epidérmicos e insuficientes, por más elementales que asumamos esos cambios, sobre todo desde una espera de más de cinco décadas, negar su existencia no le perjudica al gobierno de La Habana, ni les hace a los exiliados democráticos favor alguno. Más bien, es el comienzo de ese pérfido camino hacia la desconexión que sufren hoy muchos exiliados birmanos.

El éxito contra un enemigo atrincherado al que las técnicas de asedio no le han hecho demasiado daño, radica en aprovechar sus tímidas, temblorosas, cautas, cobardes, a veces imperceptibles maniobras de rendición.

Yo no podría afirmar que la excarcelación de los 75 prisioneros de la Primavera Negra, el respeto a las libertades religiosas (que reconoció incluso la Secretaria de Estado Hillary Clinton en 2010), la compraventa de casas y carros, o la implementación de líneas de crédito para sustentar los negocios de los emprendedores, son las trompetas que anuncian el cataclismo. Pero tomadas todas en conjunto, miradas bajo un prisma objetivo, solo pueden apuntar hacia cambios de supervivencia que si los millones de cubanos exiliados saben aprovechar, podría implicar mucho más que esto.

Que medio siglo de posiciones antagónicas no nos dejen al margen de una realidad cubana que es inevitablemente dialéctica, y que en este segundo podría estar viviendo sus días de estertor bajo una atmósfera de engañosa pasividad. Así ha sido siempre. Así será. Minutos antes de colapsar todos los edificios se tienen orgullosamente en pie.

Quienes han destinado sus existencias en cuerpo y alma al reclamo de una Patria “Con Todos y Para el Bien de Todos” desde un exilio nunca deseado, tienen esta vez un reto de inteligencia milimétrica, de cálculo preciosista: no permitir que la democratización de Cuba empiece con ellos fuera del juego. Myanmar nos deja su lección al alcance de la mano. 

(Publicado originalmente en Martí Noticias)

About these ads
 
30 comentarios

Publicado por en febrero 27, 2012 en 01 Julio

 

30 Respuestas a “Los Cubanos y la Lección de Myanmar

  1. nuevafotografia

    febrero 27, 2012 at 1:43 am

    Pues muy buen narrador

     
  2. Fernán González

    febrero 27, 2012 at 6:56 am

    Ernesto, el principal obstáculo para que los convencidos o por convencer participen de ese proceso (¡ojalá!) es su falta de confianza en quienes detentan el poder en Cuba. Y no es para menos: oponérseles es y seguirá siendo por ahora un peligro.

     
  3. Ruben Roig

    febrero 27, 2012 at 9:45 am

    Muy buen articulo, Ernesto. Sabes lidiar con las ideas y el medio.

    Igual soy de la creencia (conviccion me suena feo) de que los tiempos estan haciendo cambiar las cosas en Cuba y los que opuestos al regimen cubano hacen de la politica su pasion (o su modo de vida) se van a ir quedando sin argumentos … a menos que venga la parca antes de tiempo, aunque imagino que tendran ya sus monedas listas para Caronte.

    ¿Adaptar los discursos a los nuevos tiempos? No, el exilio tradicional ha demostrado lentitud para el cambio y para deshacerse de rencores que solo sirven para alimentar el sentimiento de justicia pero que no resuelve nada de los estomagos.

    Hace apenas una semana volvi a oir el argumento de que le devuelvan las propiedades a los norteamericanos. Quien habla asi ¿ha visto lo que pudiera quedar de esas propiedades? ¿algun central? ¿alguna fabrica? … solo terrenos.

    Un saludo.

     
  4. Mario

    febrero 27, 2012 at 11:26 am

    Otro excelente Blog Ernesto. Gracias! Muy de acuerdo con tu analisis.
    Me impresiona enormemente la perspectiva historica, ausente en muchos de nuestros comentaristas, que tu frecuentemente usas para enfocar la realidad cubana.
    Mario

     
  5. El Cronista

    febrero 27, 2012 at 11:42 am

    ¿Me has censurado? bye

     
  6. Pedro Martinez

    febrero 27, 2012 at 8:44 pm

    Ernesto, creo que lo que dices me parece acertado, aunque siempre hay que mirar la historia en contexto. EL carácter y la idiosincrasia del los monjes de Myanmar no es igual a la del cubano y el poder de los cubanos en miami no se deriva solo sus reclamos por Cuba sino por su poder de decidir elecciones en U.S.A. Por otro lado, por el carácter del latino, no creo que las cosas sucedan de manera tan imperceptible en Cuba.

     
  7. Pedro Julio Suarez

    febrero 27, 2012 at 8:48 pm

    Ernesto, entiendo todos tus planteamientos porque eres joven, y tranquilamente puedes esperar 20 o 30 anos para ver una Cuba libre de la dinastia de los castro. Tu haz llevado sobre tus hombros el peso de esa dictadura no mas de 10 anos, y no niego que fue bien pesada en el ultimo ano; pero PequenoHermano, para los que durante mas de 50 anos la han tenido que soportar, no les parecen suficientes esas ” variaciones”, la vida no les alcanzara para ver la Cuba que suenan, y no me puedes negar que a ese paso, no menos de 20 anos. Lo que mas deseo es estar equivocado, y no es que me quite el sueno, como dice Haroldo dilla: ” Yo no pertenesco a la respetable franja de personas que llevan sus destierros y siempre mantienen un foco sentimental sobre el lugar en que nacieron’. Tengo mi vida hecha en este pais, a Cuba no he vuelto, ni lo hare, solo me motiva el hecho de ver derrotada esa dictadura, el pueblo cubano?, tiene lo que se merece.

     
    • El Pequeño Hermano

      febrero 27, 2012 at 10:20 pm

      Pedro Julio: acabo de hacerle una entrevista a un político estadounidense, que pronto saldrá publicada acá. En ella, este me dice algo en cierto momento: discutir cosas que no podemos cambiar es como discutir que llueva. ¿Por qué te digo esto? Pues porque tú y yo y todos hubiéramos querido que esa dictadura no existiera ya, quisiéramos que sus cambios fueran vorazmente veloces, pero como eso no depende de nosotros, lo único que podemos hacer es lo que sugiero en el post: no desconectarnos, no perder la perspectiva, no distanciarnos tanto que llegado el momento seamos como los activistas birmanos: extraños a una causa que asumían como suya.

       
  8. cabrejas

    febrero 28, 2012 at 12:25 am

    Lamento mucho, que el pequeño hermano este tan desinformado sobre la verdadera situacion hoy de birmania(myanmar), pero esta bueno el parche solo para este blog y marti noticias, ese es el objetivo , comparar y encasillar, solo digo birmania es un pais mucho mas digno hoy ,el pais decadas antes estaba consumido por una verdaderta dictadura de esos que solo los mueve el dinero y unos monjes lacayos , tengo una fuente cercana que siempre me comenta de su pais burma (mi esposa), si escribir de lo que no conocemos es y lo que muchos no conocen es mejor callar (ridiculos)

     
    • El Pequeño Hermano

      febrero 28, 2012 at 12:32 am

      Jajajajajajajajajajaja… hermano, ahora sí acabaste conmigo. Esto era lo único que le faltaba a tu perfil: tu esposa es birmana. Sospecho que si alguna vez escribo sobre los Tuaregs del Sahara conoceremos de tus ancestros bereberes, y de cuánto sabes de ese tema porque te toca de cerca. Oye gracias de veras por tus desvelos con este blog, nunca te pierdas de acá: me haces soltar unas carcajadas que no tienen precio.

       
  9. cabrejas

    febrero 28, 2012 at 12:56 am

    Sigues de ridiculo en ridiculo , pero te aportare mas mi esposa (phyu win) que por cierto tengo un canal en youtube que lleva su nombre (phyuwin2007) nacio en birmania hace 27 anos , pero que ? Que se puede esperar de usted, tienes que buscar, informarte , y no solo tomar informacion de peregrinos exiliados birmanos , que si en algo te doy la razon es que estos al igual que cubanos exiliados pululan en foros internacionales de derechos humanos, en busca de ” libertades” (gracias por lo de hermano) pero mejor le queda a tu blog, yo solo te respondo a tu incredulidad sobre el origen de mi esposa (birmana) con la cual tengo 3 ninos , a usted no se le puede pedir mas ,,,,ya usted dio lo que tenia que dar,,,,la vida no es problema es solucion,,,,,,,(mi cita favorita),,,,no es mia

     
    • Dantês

      febrero 28, 2012 at 10:11 pm

      Pero su esposa no salio huyendo de monjes lacayos, por lo que yo veo pues la dictadura militar ya estava ahi por mas de 50 años, asi que ella le salio huyendo a otros lacayos y no necesariamente eran monjes.

       
  10. anamaria

    febrero 28, 2012 at 1:42 pm

    Hola Ernesto

    No he entrado en tu blog hace unas semanas porque he estado enredada en problemas personales, entre ello demasiadas horas de trabajo que cansan pero alivian el bolsillo.

    Sabes? Unas veces he estado en total desacuerdo contigo : (las menos). Otras en parcial desacuerdo. (igual), pero en este post estoy en total contigo (como en la mayoria).

    Ignorar el paso del tiempo es tonto, pero mas tonto es ignorar las cambiantes circunstancias en cada paso del tiempo. Nosotros, los del exilio, digo, (aunque yo no me considero del todo en este sentido), estamos parados en las mismas horas, minutos y segundos del primero de enero de 1959, tanto, que hasta en lo mas elemental nos repetimos, como son los chistes, las canciones, lo programas de tv, y tantos otros y no se por que? pero no avanzamos y llevamos ya casi 52 anos sin aceptar que nuestras posturas son arcaicas. Yo pienso que tu tienes razon y si no cambiamos, nos vamos a quedar fuera de la misma sociedad con que hemos sonado, anorado y luchado por ver venir.

    Lo dije un dia en uno de tos post lo seguire diciendo: tenemos que aceptar la democracia (en todas sus formas) primero en nuestros corazones y luego aceptarla en nuestro pais.

    Una vez mas, gracias por tu post

     
  11. EL guajiro Oriental

    febrero 28, 2012 at 2:50 pm

    Mi abuelo era español ,vino a CUBA en el 1900 ,huyendo del servicio militar en el que habia muerto su hermano de malaria en los montes pirineos ,el franquizmo acabo de matar su amor por España y para colmo tuvo que aguantar el comunismo en CUBA hasta que murio en 1985 , el me decia “El unico precio que un hombre no deberia pagar es el de ser un emigrante en ninguna parte del mundo” ,cuando hablaba de su tierra “LA CORUÑA” se le vidriaban los ojos y terminaba diciendo “A LA MIERDA CON ESPAÑA”. Cuanto lloro cuando lo recuerdo ,era un anuelo especial que no quizo regresar nunca mas y que hoy sus bisnietos han buscado sus documentos para irce de CUBA a ESPAÑA ,que paradojas tiene la vida .Ya no deseo regresar a mi pequeño pueblo al norte de ORIENTE ya no es mi pueblo ,son otras personas las que alli viven ,hay nuevos malos habitos,los edificios son diferentes y los de mi tiempo tampoco estan ,entonces porque no seguir con mis nietos y mis hijos hasta el fin de la existencia,”el amor a la patria no es el amor ridiculo a la tierra ni a la yerba que pisan nuestras plantas”,pero me hubiera gustado mucho vivir y morir totalmente alli ,en humildad y paz.

     
  12. cubanoenmadrid

    febrero 29, 2012 at 12:05 pm

    Cabrejas: Birmana tenía que ser tu mujer para aguantarte. Y es que para ello hay que tener grandes dosis de la clásica paciencia, fatalismo y resignación orientales. Yo soy de la teoría de que debe ser descendiente directa de Job. La clave de que esté contigo seguramente está en que no entiende ni jota de toda la catibía que hablas en castellano ¿a que sí?

     
    • robertocabreja

      febrero 29, 2012 at 8:58 pm

      Senor” imbécil”,(cubanoenmadrid),se equivoca mister idiota,mi esposa domina 5 idiomas,el burma(pais natal), ademas un dialecto por su madre, ya que su padre habla otro de los mas de 50 que se hablan en myanmar, el thai( país en el que vivió por mas de 10 anos),el ingles(pais donde vive actualmente y el español por este servidor,no lo escribe pero lo entiende y lo habla casi de manera fluida, ella no es POLÍTICA, pero si le aseguro, que no se identifica con mentegatos y extremistas de origen cubano(podría ser usted un ejemplo)

       
  13. apaga el quique y conecta katao

    febrero 29, 2012 at 5:03 pm

    Ernesto
    vengo hace muuucho rato diciendo a un grupo con el que me reuno exactamente sobre lo que planteas. Algunos de ellos no ven que esos epidermicos cambios en cuba.
    1- Juegan a mantener la opinion publica internacional en vela,en complicidad afirmativa hacia el regimen
    2- Mantener al pueblo de cuba en el susto de la esperanza
    3- MUY IMPORTANTE… son CAMBIOS…….. no los que queremos, pero lo son .
    Nuestro exilio no sabe como usar eso a su favor , tampoco los poderosos:politicos, media, negociantes de peso, lo quieren usar, no conviene a su estomago o sus intereses o no estan preparados para afirmarse en la otra orilla.
    Pero en el fondo queramoslo o no son cambios.
    Siempre digo y pienso que en cuba se hara justicia con el que podamos hacerla, siempre ha sido asi… en la II GM, atraparon a unos naziz a otros no, en las dictaduras latinas enjuciaron a unos a otros no,y en la de Stalin todavia se espera por esa justicia, pero asi es la historia. Con los medios que tenemos ahora no se puede forzar un cambio en Cuba de manera brusca y PROGRAMADA( lo no programada puede pasar). por lo tanto
    lo unico que nos queda es la inteligencia y usar esos cambios a nuestro favor.
    En la desesperacion por recuperar a cUba muchos han caido y fracasado por no asumir esto mas que como un reto de fuerza un reto de inteligencia para despues aplicar la fuerza.
    Muy bueno tu post

     
  14. El Lapón Libre

    marzo 1, 2012 at 3:21 am

    Muy interesante artículo Ernesto. Muy a tono con nuestra realidad y diferente desde el punto de vista de los ángulos analíticos por donde marcha nuestra prensa disidente tan parecidos unos de otros en temas casi aburridos por tan tratados, aunque no excentos de valor. Creo que tienes mucha razón cuando dices que en Cuba ha habido “cambios” -modestos, poco valientes, epidérmicos.., pero los ha habido- y es ahí donde está el peligro. Pues esos “movimientos lentos ycosméticos” han taridodo más pasividad y poco interés en cambiar las cosas a un grupo no desechable de personas y han servido de bandera “progresita” a otro colectivo de inversionistas e intereses foráneos, quienes ya mueven ficha para morder un pedazo del pastel económico que se avecina tras la zanahoria de ventajas que lanza -al exterior- el gobierno para ese futuro inevitable, donde no habrá libertades cívicas y civiles, pero sí las posibilidades para que el clan en el poder e inversores allende los mares se lleven el “gato al agua” en un Capitalismo cruel, cínico y desmedido, pero mal disfrazado de Socialismo “participativo” (sólo desde el punto de vista económico) y que ya nos preparan los “mandamases” en el poder: tomando, como siempre- la máquina fotocopiadora (de papel carbón) con sede en China y Rusia. Pienso que cuando llegue ese momento con ventajas -véase migajas de atrezzo- para la población de a pie. Gran parte de la lucha llevada a cabo por los destacados disidentes de hoy (dentro y fuera de la isla) será un triste “Are en el mar”. Pues, una vez más, el pueblo (y quizás hasta algunos de sus destacados -y entonces- cansados luchadores de hoy), estará más ocupados en la nueva etapa de “sálvense quién pueda” que en poner en práctica y dar a conocer a los ciudadanos que esa es (era) la gran oportunidad que estábamos esperando. Se ha de estar muy a la viva, alerta y cagarse de una paciencia, valor y poder de convocatora aún más fuerte y riguroso que la actual. Pues se está luchando contra un gobierno torpe, chapucero, e inoperante desde el punto de vista productivo, pero astuto, cruel, luchador con un cuchillo en la boca y que no se va a dejar arrebatar el poder que con tanto celo (y crímenes atoda costa) ha amasado por años. El lobo se ceñirá un nuevo leotar de ovejita que , una vez más, no le sentará, pero que será efectivo a la hora de “marear” a los cortos de visión de siempre (por desgracia una gran mayoría) tal y como ocurre hoy en día en Myanmar, pero; tambien. en Rusia, China, algunas ex repúblicas soviéticas e, incluso, en países que parecían estar preparados para el cambio social como la sorprendente Hungría. !Estemos listos y bien preparados; pues, la lucha no hace más que comenzar! Con todo aprecio. El Lapón Libre.

     
  15. El Lapón Libre

    marzo 1, 2012 at 3:31 am

    Perdón donde dice cagarse, por error de las prisas, debe decir cargarse. Otro verbo bien distinto y nada vulgar. Gracias por la comprensión. El Lapón Libre.

     
  16. cubanoenmadrid

    marzo 1, 2012 at 2:43 pm

    Vaya Cabrejita mijo, creo que he conseguido lo que nadie había logrado hasta el momento: sacarte de tus casillas jajajaja, me reído un montón con tu ataque de tarros. ¿Así que tu Birmana habla cinco idiomas?. !!!Que leída y escribida es muchacho!!!. Sólo que el hecho de haberse fijado en un reptil como tú pone bastante en entredicho sus gustos. Y es que ver la cara de guanajo que tienes garantiza un mes de anorgasmia a cualquier mujer. Por último y para tu información, no necesito las atenciones ni la amistad de Pin- guín ¿no es así como se llama?. Las chinitas no me ponen, tienen muy poquita carne. Prefiero una buena mulatona cubana con una retaguardia de esas en las que te puedes sentar a tomarte una cervecita fría…!!!Salud chivatón!!!

     
    • cabrejas

      marzo 2, 2012 at 6:18 am

      Estimado gusano, cuidado no se confunda de retarguardia y se tome la cervecita fria.sentado arriba de un tronco macizo y punzante de un mulaton criollo (risas)

       
      • Cuco

        marzo 15, 2012 at 6:11 pm

        Cabrejas,

        Podrias describirnos que se siente al sentarse uno encima de un mulaton como dices?

         
  17. EL guajiro Oriental

    marzo 1, 2012 at 11:09 pm

    Cabrejas ,no dejes de escribir ,sigue tu trabajo mal remunerado que en verdad das fuerza a los que no queremos mas comunismo .Sigue con tu guardia cederista y tu vigilancia robolucionaria que esa es la falta de libertad que no podemos olvidar que los viejos cagalitrosos castro y comparza nos robaron por mas de medio siglo!!!!!!CHIVATON!!!!!!!!!

     
  18. yanet

    marzo 3, 2012 at 11:09 am

    excelente!!! muy pertinente la alerta. hay dos “variables” ineludibles de cualquier análisis de la realidad social: tiempo y espacio. la primera nos obliga a enfocar la historicidad a la que refieres, los hechos “se mueven”, todo tiene un decursar, nada es estático en el tiempo, de manera que si seguimos creyendo en que las cosas quedan tal y como se dieron en un momento determinado, nos alejamos por completo de su realidad. la segunda, obliga al reconocimiento de que el contexto
    influye sobre nuestras percepciones, moldeándolas… de cierta forma ya no percibimos a nuestra tierra y lo que en ella ocurre, de idéntica manera a si estuviéramos allí.
    lo que he dicho es una perogrullada, pero de tan obvia lo olvidamos con demasiada frecuencia, craso error. creo que está en el fondo, o detrás, o en el centro de nuestros tremendos desencuentros.
    por cierto, Ernesto, ¿no le vas a dedicar unas letras al proceso que está llevando la oposición venezolana??? lo he estado observando, primero escéptica, luego con admiración. creo que algunas buenas lecciones nos deja.
    ah, y he estado todo este tiempo sin participar, pero siempre leyéndote, estaba en “fase reproductiva” jajaja… tengo un lindo bebé de dos meses.
    un abrazo pequeño hermano

     
  19. Cubaparatodos

    marzo 4, 2012 at 8:55 pm

    Mui buen post post ernesto,comparto 100% tus ideas,el tiempo tendra la ultima palabra nosotros los q creemos verdaderamente en el cambio tenemos q seguir luchando apoyando a la resistencia dentro de la isla dejandoles saber q no estan y nunca estaran solos

     
  20. Rey David

    marzo 17, 2012 at 9:03 am

    El problema es que para que el “exilio duro” reconozca la existencia de cambios en Cuba, tienen que haber elecciones libres y multipartidismo, no se dan cuenta que ese va a ser el último paso, si siguen esperando a que eso ocurra para tomar partido será demasiado tarde porque para ese entonces ya muchos buenos cubanos de dentro y fuera de la isla que actualmente ya están insertados los acontecimientos y formando parte de ellos serán los que lleven la vos cantante en esa Cuba democrática que aspiramos. Cuba está cambiando, no al ritmó que queremos pero hay que empezar a reconocerlo, estoy de acuerdo con Ernesto.

     
  21. saul

    abril 2, 2012 at 11:03 pm

    Felicidades por la forma en que escribes,sigues con el sitio o ya no,es que veo que ultimo escrito lo subiste en febrero, bueno notificame por favor cuando tengas uno,y gracias por alfabetizarnos,y ojala y pronto los cubanos puedan tener una patria libre.

     
  22. robertocabreja

    abril 4, 2012 at 2:14 am

     
  23. cub

    abril 13, 2012 at 2:16 am

    Parece que la mafia escoriosa gusana de Mayami lincho a Ernestico. Lastima, era un buen muchacho.

     

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 297 seguidores

%d personas les gusta esto: